Publicado: 23.11.2015 18:26 |Actualizado: 23.11.2015 18:26

Imputados los directivos de las agencias de publicidad de la salida a bolsa de Bankia

Según las investigaciones judiales, su expresidente, Rodrigo Rato, cobró comisiones ilegales por unos contratos de Publicis y Zenith

Publicidad
Media: 2
Votos: 1
Comentarios:
rato

El expresidente de Bankia, Rodrigo Rato.

MADRID.- El juez Antonio Serrano-Arnal ha interrogado como imputados al presidente de Publicis y al director ejecutivo de Zenith, empresas que se hicieron con los contratos de publicidad del lanzamiento de la marca Bankia por los que su expresidente, Rodrigo Rato, cobró presuntamente comisiones ilegales.

Además de Miguel Ángel Furones y Sergio Lorca, presidente de Publicis y director ejecutivo de Zenith, respectivamente, el instructor del "caso Rato" ha tomado declaración a una alta directiva de una de las filiales del grupo publicitario, han informado fuentes jurídicas.



También estaba citado el extrabajador del grupo Fabrizio Bini, que no ha comparecido porque se encuentra fuera de España, han precisado las mismas fuentes.

Previamente, el magistrado ha tomado declaración como testigo a un directivo del área de contabilidad de Bankia, tras lo cual ha proseguido con los imputados, a los que atribuye delitos contra la Hacienda Pública, de blanqueo de capitales y de corrupción entre particulares, los mismos que al exministro de Economía.

Fuentes de Publicis y Zenith han explicado que los imputados han detallado al magistrado que sus respectivas compañías fueron seleccionadas en el concurso abierto para el lanzamiento de la marca Bankia en 2011.

Los tres han mostrado su convencimiento de que el procedimiento de selección se ajustó plenamente a los requisitos y condiciones fijadas para todas las empresas concurrentes y ha seguido los cauces habituales en el sector.

Por último, han trasladado su disposición al juez a colaborar siempre que sean requeridos como ha ocurrido hasta la fecha.

Una quincena de imputados

Con ellos, el número de imputados que han asistido a su Juzgado rondan la quincena, entre ellos el propio Rato y su presunto testaferro Alberto Portuondo, que la semana pasada abandonó la cárcel de Soto del Real (Madrid) en la que ingresó por orden del magistrado el pasado agosto.

Según la investigación, este empresario habría cobrado, a través de la empresa Albisa Inversiones, dos millones de euros de Publicis y Zenith a cambio de haber intercedido presuntamente para que Bankia las contratase para el lanzamiento de la campaña de su salida a bolsa.

Parte de ese dinero, 835.000 euros, acabó en Kradonara, epicentro del entramado societario del ex director gerente del FMI, una sociedad mercantil que, a su vez, destinó una parte, 450.000 euros, a Bagerpleta GmbH, cuya única actividad es la explotación de un hotel en Berlín, en el que Rato posee un 50 %.

El supuesto testaferro hizo este pago cuando ya había recibido una comisión de dos millones de Zenith y Publicis y mientras realizaba trabajos de asesoramiento para la Bankia de Rato, por los que cobró 1,8 millones más.

Publicis y Zenith fuera de Bankia

Ninguna de las dos empresas trabaja ya para Bankia: mientras Publicis ha quedado ya fuera del "pool" de agencias de la entidad, Zenith está en proceso de ser sustituida en cuanto se resuelva el concurso de la central de medios que tiene en marcha, han informado fuentes del banco.

Además de Rato y Portuondo, en la causa están imputados la secretaria personal del exbanquero, Teresa Arellanos; otro de sus presuntos testaferros, Miguel Ángel Montero, y el que fuera su "mano derecha" en la entidad, José Manuel Fernández Norniella, así como una de las empleadas del empresario, Beatriz Colomer, y el abogado Domingo Plazas.

También el exdirector de Comunicación externa de Bankia Miguel Robledo y cuatro cargos de las empresas de publicidad, como la directora general de Zenith, Candi Rodríguez; su consejero delegado, Fernando Rodríguez y el de Publicis, Xabier Olazábal.