Publicado: 13.01.2017 10:33 |Actualizado: 13.01.2017 14:50

La inflación cierra 2016 en el 1,6%

La tasa interanual del IPC se dispara nueve décimas en diciembre,  una décima más de lo adelantado por el INE

Publicidad
Media: 4
Votos: 2
Comentarios:
Una mujer hace la compra en un puesto de un mercado de Bilbao. REUTERS

Una mujer hace la compra en un puesto de un mercado de Bilbao. REUTERS

MADRID.- El Instituto Nacional de Estadística revisó al alza el viernes la tasa interanual de inflación de diciembre hasta el 1,6% por la subida de los precios de los lubricantes y de la electricidad, según los datos definitivos publicados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

La tasa definitiva de IPC de diciembre es una décima superior a la avanzada inicialmente (1,5%), confirmándose de este modo el subidón que dieron los precios en el último mes del año, como consecuencia del encarecimiento de las gasolinas, de la electricidad, del gasóleo para calefacción, del gas, de los viajes organizados y de algunos alimentos, como las legumbres y las hortalizas.

Así el repunte de la inflación iniciado hace cuatro meses ha tocado en diciembre su nivel más alto desde julio de 2013 (cuando alcanzó el 1,8%). En términos mensuales, el IPC subió un 0,6% en diciembre.

El IPC interanual arrancó el ejercicio pasado en tasas negativas, marcando una tasa del -0,3% en enero. Durante ocho meses registró tasas negativas hasta que en septiembre volvió a terreno positivo, con una tasa del 0,2%. En el último trimestre del año pasado el IPC creció 1,4 puntos, volviendo al finalizar 2016 a niveles de 2013, más acordes con la evolución habitual de los precios en la economía española.

La inflación subyacente, que excluye los precios de los alimentos no elaborados y los productos energéticos, alcanzó una tasa interanual del 1,0% en diciembre, dos décimas más que en el mes anterior. El IPC armonizado con la Unión Europea se mantuvo en el 1,4% interanual en diciembre frente al 0,5 por ciento registrado en noviembre.

El IPC interanual finalizó el año 2016 por encima del incremento salarial pactado en convenio (1,06%) y del aumento que experimentaron las pensiones (0,25%). La tasa media del año se mantiene, sin embargo, en signo negativo: el -0,2%.​

Economía no ve preocupante la evolución del IPC

A este respecto, la secretaria de Estado de Economía, Irene Garrido, ha negado que salarios y pensiones hayan perdido poder adquisitivo en 2016, pues aunque la inflación interanual acabó el año en el 1,6%, la tasa media se situó en valores negativos (-0,2%). "Es verdad que en los últimos cuatro meses (de 2016) subió el IPC, pero en los ocho meses restantes fue negativo. Esa es la realidad. Por tanto, no han perdido poder adquisitivo en término medio", ha insistido.

La secretaria de Estado de Economía, rene Garrido, durante la rueda de prensa que ha ofrecido para presentar los datos definitivos del IPC en 2016. EFE/Luca Piergiovanni

Preguntada por la propuesta salarial que han realizado los empresarios para 2017 (alza de hasta el 1,5% y otro 0,5% adicional vinculado a productividad y reducción del absentismo laboral), la secretaria de Estado ha recordado que este tema afecta al sector privado de la economía y que el Gobierno no entra, por tanto, a valorarlo. "Total respeto a lo que acuerden sindicatos y empresarios", ha añadido.

En rueda de prensa para valorar los datos de IPC de diciembre, Garrido ha atribuido el repunte de los precios en diciembre hasta el 1,6% interanual a la aceleración de los precios energéticos y ha subrayado que desde el Ministerio no están preocupados por esta evolución.

De hecho, la secretaria de Estado cree que los precios energéticos no se van a disparar, ya que su subida se debe a un "efecto base": han subido pero la comparación con 2015 arroja un notable repunte porque el año pasado estaban muy bajos.

Sube el precio de la gasolina

El fuerte repunte del IPC interanual en diciembre se debe a varias factores, entre ellos la subida los precios de la gasolina y de la electricidad. En concreto, el grupo de transporte elevó más de tres puntos su tasa interanual en diciembre, hasta el 4,7%, por el encarecimiento de los carburantes.

El grupo de vivienda incrementó más de un punto su tasa interanual, hasta el 0,8%, por el repunte de los precios de la electricidad, mayor que el registrado en 2015, y, en menor medida, por el de los precios del gasóleo para calefacción y el gas.

Asimismo, el grupo de ocio y cultura elevó más de dos puntos su variación interanual, hasta el 0,5%, por el encarecimiento de los viajes organizados, mientras que la tasa interanual de los alimentos y bebidas no alcohólicas creció cuatro décimas, hasta el 0,8%, por el mayor coste de las legumbres y hortalizas frescas y el menor descenso de los precios de las frutas frescas respecto al experimentado en diciembre de 2015.

En términos mensuales (diciembre de 2016 sobre noviembre del mismo año), el IPC subió un 0,6%, su mayor repunte en este mes desde diciembre de 2010. Este incremento mensual de los precios, que no pudo ser compensado por el efecto rebajas en el vestido y calzado, se debe al encarecimiento de los los carburantes, los viajes organizados, la luz y algunos alimentos, entre otros factores.