Publicado: 07.09.2016 10:07 |Actualizado: 07.09.2016 10:07

Obligan a Orange a anular una factura de más de mil euros a un usuario de 'roaming' al incumplir la normativa 

La compañía contravino el reglamento que determina que las operadoras tendrán que establecer por defecto un límite mensual para la itinerancia de datos a los clientes cifrado en 50 euros en viajes tanto a la Unión Europea como al resto del mundo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Sucursal de Orange.- Público

Sucursal de Orange.- Público

MADRID.- Orange se ha visto obligada a anular una factura de 1.275 euros que cargó indebidamente a un usuario por consumo de datos en el móvil durante un viaje al extranjero, según ha informado este miércoles la organización de consumidores Facua.

Así lo ha ordenado la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información (Setsi) tras estimar la denuncia de la asociación en nombre del afectado, socio de Facua. En concreto, el organismo ha acordado obligar a la operadora a rectificar una factura al considerar que ha incumplido la normativa de la UE sobre itinerancia ('roaming').

Los reglamentos 544/2009 y 531/2012 determinan que los operadores tendrán que establecer por defecto un límite mensual para la itinerancia de datos a los usuarios cifrado en 50 euros (más IVA) en viajes tanto a la Unión Europea como al resto del mundo, mientras no clientes no establezcan lo contrario.

Una vez alcanzado ese tope, según dicha normativa, las compañías deberán avisar a los usuarios para que se pronuncien acerca de si desean o no prolongar el consumo. Algo que, según la resolución notificada por la Setsi, Orange en este caso no cumplió.

Según explica Facua, su socio, Asier B.P., contrató con la operadora el servicio 'Go Europe' antes de viajar, primero a Reino Unido y posteriormnente a Isla de Man, con el fin de poder utilizar allí su teléfono móvil. Sin embargo, una vez lo hizo en el segundo de sus destinos, el afectado comenzó a recibir en el intervalo de un minuto múltiples mensajes SMS de Orange en los que se le informaba de que su factura había aumentado progresivamente hasta los 1.275 euros.

Uno de los SMS, según la organización de consumidores, notificaba a Asier que su consumo de datos quedaba interrumpido al haber alcanzado el tope de 60,50 euros, como establece la normativa. Pero, sin embargo, acto seguido y en un intervalo de apenas 20 segundos, recibió hasta cuatro alertas seguidas más advirtiéndole de que su factura estaba creciendo hasta los 102, 103, 184 y 303 euros, respectivamente. Horas más tarde, apunta Facua, le llegaría un último SMS en el que se le informaba que la suma total de la factura: 1.275 euros.

Todo ello sin que el usuario hubiera dado consentimiento alguno a Orange para sobrepasar el límite de consumo estipulado por ley, un requisito expresamente contemplado por la normativa de la UE.

El afectado acudió a Facua, que tramitó la reclamación ante la Setsi después de que Orange se reafirmase en que los conceptos reflejados en la facturación eran "correctos" y que no se había producido ninguna "anomalía en el servicio" que justificase la revisión de los importes.

La compañía intentó argumentar el cargo atribuyendo además a Isla de Man una tarificación como zona no europea, sin reparar en que el Reglamento 531/2012 de la UE ordena desde julio de 2012 a las compañías a limitar a 50 euros el consumo de datos también fuera de la UE.

Tras conocer la resolución, Orange rectificó la factura reduciéndola a 102,59 euros (IVA incluido), incluyendo ya únicamente el importe habitual de la mensualidad, así como el del consumo máximo de datos habilitado por defecto en el extranjero.