Público
Público

Renfe prevé lograr en 2017 su primer beneficio de la historia sin extraordinarios

Tras reformular las cuentas de 2016, que tornaron a números rojos al contabilizar la multa de Competencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Tren AVE de Renfe. E.P.

Renfe prevé lograr en 2017 los primeros beneficios de su historia sin incluir extraordinarios, que cifra en una ganancia de 39,2 millones de euros antes de impuestos, según anunció el presidente de la compañía ferroviaria, Juan Alfaro.

La compañía registró inicialmente beneficios en 2016, si bien se tornaron en 'números rojos' cuando el nuevo equipo gestor de la operadora reformuló las cuentas y se incluyó la multa que recientemente le impuso la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

Se trata de una sanción de 65 millones de euros, la mayor impuesta por el 'superregulador' a una sola empresa, por obstaculizar la competencia en el transporte de mercancías.

Tras contabilizar este impacto, Renfe prevé lograr el hito de su primer beneficio ya en 2017, cuando espera un incremento del 5% de sus ingresos, hasta 3.408 millones de euros, y a pesar de que tendrá que pagar a Adif un canon de 547 millones por usar las vías y las estaciones y 310 millones de euros más por el suministro de energía.

En su comparecencia en el Congreso, el presidente de Renfe anunció una inversión de 461 millones de euros para este año, si bien una cuarta parte (el 24%) de la misma, unos 115 millones, se destinará a financiar las sociedades constituidas con Adif, comunidades y ayuntamientos para facilitar la integración del AVE en varias ciudades, firmas que en su mayoría están en quiebra.

Del resto del monto inversor, 266 millones se emplearán en realizar mejoras en su actual parque de trenes, como son las reparaciones de mantenimiento, optimizar su accesibilidad o reformar su seguridad.

Renfe invertirá otros 80 millones en actuaciones de mejora de estaciones de Cercanías, en mejoras de sus talleres y en aplicaciones informáticas para mejorar su sistema de venta y comunicación con los clientes.

Pide aumentar la deuda

En el capítulo financiero, Alfaro reveló que ha solicitado incrementar en 250 millones de euros el endeudamiento de 3.990 millones de euros con que la operadora cerró el ejercicio 2016.

Renfe necesita esta financiación para cubrir sus necesidades de liquidez ante el desfase con el que cobra la subvención de 618 millones que el Estado le abona para compensar por las líneas de servicio público que presta a pesar de ser deficitarias para garantizar determinadas conexiones.

Alfaro considera que la operadora cuenta con una "deuda manejeable" que "evolucionará en función de las necesidades de la compañía". "Lo importante de la deuda no es su cuantía, sino la capacidad con que se cuenta para poder pagarla", indicó. "En el caso de Renfe, está dentro de los parámetros razonables", aseveró.