Publicado: 12.05.2015 19:57 |Actualizado: 12.05.2015 19:57

Sacyr gana un 5% más por el negocio exterior y el dividendo de Repsol

La constructora sopesa vender su filial Testa o abrirla a un socio en vez de sacarla a bolsa

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Junta de accionistas de Sacyr. E.P.

Junta de accionistas de Sacyr. E.P.

MADRID.- Sacyr obtuvo un beneficio neto de 25,3 millones de euros en el primer trimestre del año, lo que supone un incremento del 5% respecto a un año antes, gracias al crecimiento del negocio internacional y la aportación de Repsol.

La participación del 8,89% que tiene como segundo accionista de la petrolera aportó 68 millones de euros al resultado trimestral del grupo de construcción y servicios.

La semana pasada, Sacyr anunció la entrada en vigor del pacto de refinanciación de los 2.200 millones de euros concedidos para la compra de su participación en Repsol .



La compañía que preside Manuel Manrique, que prometió para 2015 un crecimiento de dos dígitos de sus ventas y del resultado operativo, elevó un 19% su cifra de negocio entre los pasados meses de enero y marzo, hasta los 702 millones de euros, mientras que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) despuntó un 23% y se situó en 111 millones. El margen Ebitda del grupo se situó en el 16% en el primer trimestre del año desde el 15% en el primer trimestre de 2014.

La deuda con entidades financieras se situaba en 6.660 millones de euros, por encima de los 6.337 millones de euros reportados a diciembre.

Sacyr cifra en 3.180 millones de euros el valor de los activos de la filial patrimonialista

Sacyr sopesa vender o abrir a un socio Testa como alternativas a la salida a Bolsa de esta filial de patrimonio a través de una oferta pública de suscripción de acciones (OPS), tal como el grupo tenía previsto en un principio, según informó el presidente de la compañía, Manuel Manrique.

Según Manrique, Sacyr ha recibido muestras de interés por Testa después de que a principios de año esta filial aprobara en junta extraordinaria los trámites previos al lanzamiento de su OPS.

Torre de Sacyr en el Norte de Madrid. E.P.

Testa es una de las principales firmas de patrimonio inmobiliario de España. Cuenta con una cartera de activos inmobiliarios en renta, fundamentalmente en Madrid y Barcelona, que suman una superficie total de 1,05 millones metros cuadrados de superficie y en la que sobresale uno de los cuatro rascacielos del Norte del Paseo de la Castellana de Madrid. Según Sacyr, estos activos presentan un valor de mercado 3.180 millones de euros. El pasivo de la compañía es de 1.632 millones, importe así equivalente al 55% de la valoración.

Testa registró un beneficio de 18,09 millones de euros en el primer trimestre del año, un 4,2% menos que un año antes, afectado por la ventas de activos. La cifra de negocio se situó en 46,35 millones, un 0,6% más, mientras que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) avanzó un 1,4%, hasta los 35 millones.