Publicado: 11.11.2016 19:40 |Actualizado: 11.11.2016 19:40

Siemens planea sacar a bolsa su negocio de salud

El conglomerado alemán gana un 25% menos al cierre de su ejercicio fiscal por la ausencia de extraordinarios

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Un escáner de Siemens para tomografía axial computarizada, en su planta de en la planta de fabricación de eqjuipos médicos en  Forchheim, cerca de Nuremberg. REUTERS / Michaela Rehle

Un escáner de Siemens para tomografía axial computarizada, en su planta de en la planta de fabricación de eqjuipos médicos en Forchheim, cerca de Nuremberg. REUTERS / Michaela Rehle

MUNICH.- El conglomerado alemán Siemens ha anunciado este jueves que planea sacar a bolsa su negocio de salud de 15.000 millones de dólares, un paso más para centrarse en sus principales negocios de automatización de fábricas, software industrial y tecnología energética.

Sus ejecutivos señalaron que Siemens inicialmente mantendrá la mayoría del negocio, que necesitará mayores inversiones en los próximos años, pero que no se comprometía con el porcentaje o el momento de sacarlo a bolsa. "Queremos controlarlo, dirigirlo", dijo el consejero delegado, Joe Kaeser, a Bloomberg TV.

La operación, que viene tras la separación del negocio del resto del grupo, lleva a Siemens en una dirección diferente de los rivales globales General Electric y Philips, que están duplicando su apuesta por la salud mientras salen de otros negocios, como servicios financieros o iluminación, respectivamente.



Siemens ha llevado a cabo en las últimas décadas salidas a bolsa parciales, spin-offs, joint ventures y ventas directas de sus filiales tras salir de los negocios de semiconductores, iluminación, automoción y comunicaciones, entre otros.

El logo de Siemens en su sede en Munich. REUTERS

El logo de Siemens en su sede en Munich. REUTERS

El anuncio de la colocación en bolsa de la filial de Siemens eclipsó la publicación de los resultados anuales del grupo alemán, bastante discretos. El grupo alemán de ingeniería y energía ha cerrado su ejercicio fiscal con un beneficio neto atribuido de 5.450 millones de euros, una cifra un 25,1% inferior al resultado del año anterior, cuando las desinversiones de su negocio de audición y de su participación en BSH reportaron a la compañía unos ingresos extraordinarios de 3.000 millones.

La cifra de negocio de la multinacional germana al cierre de su ejercicio fiscal alcanzó los 79.644 millones de euros, un 5,3% más que un año antes, mientras que los pedidos recibidos por Siemens aumentaron un 5%, hasta 86.480 millones de euros.

El consejero delegado de Siemens, Joe Kaeser, antes de la rueda de prensa para presentar los resultados anuales del grupo, en Munich. REUTERS/Michaela Rehle

En el último trimestre de su ejercicio fiscal, Siemens obtuvo un beneficio neto atribuido de 1.152 millones de euros, un 20,1% más que en el mismo periodo del año precedente. Los pedidos de la alemana sumaron en el último trimestre un total de 20.326 millones de euros, un 14,3% menos, mientras que la facturación de Siemens aumentó un 2,9%.

Siemens dijo que esperaba un moderado aumento del 1% ó 2% en las ventas en su actual año fiscal que cierra en septiembre y que los pedidos superen los ingresos, siempre y cuando se estabilice el entorno de mercado para los negocios de alto margen y ciclo corto.

Con eso Siemens se refiere a su negocio de software industrial Digital Factory, la filial más rentable excluyendo Healthineers. La filial de Procesos industriales, dependiente del mercado de hidrocarburos y el otro negocio de ciclo corto del grupo, fue la única que no cumplió su meta de beneficios en el trimestre. 

Etiquetas