Público
Público

UGT pide una cesta de impuestos para financiar la hucha de las pensiones

El sindicato cree que sin reforma, España pasará a tener un "modelo de pensiones de indigencia".

Publicidad
Media: 5
Votos: 3
Comentarios:

Abuelo pensiones

UGT cree que si se mantiene la actual reforma de pensiones, el sistema se convertirá en "un modelo de pensiones de indigencia sin ningún encaje constitucional".

Así lo señala el sindicato en un comunicado, en el que también insiste en que se debe realizar una revisión inmediata de las fuentes de financiación del sistema de pensiones para restablecer el equilibrio financiero, por lo que ha afirmado que es necesario que el sistema, sin excluir ninguna pensión, se financie tanto con cotizaciones como con impuestos.

"Se trataría de crear una cesta de impuestos, de carácter finalista, que permitiera además alimentar el Fondo de Reserva", ha subrayado la organización sindical, que también ha defendido que las pensiones deberían volver a revalorizarse conforme al coste de vida.

No obstante, a pesar de estas propuestas, el sindicato ha recordado que lo mejor para atajar el déficit de la Seguridad Social en el corto plazo es acabar con las bonificaciones a la contratación de las empresas con cargo a la Seguridad Social, financiar los gastos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social desde los Presupuestos y destopar las bases de cotización.

En esta línea, ha resaltado que es "injusto" que actualmente el sistema de bases de cotización y la pensión máxima establecidos dejen millones sin cotizar. Si se tuviesen en cuenta estas tres medidas se ahorrarían 15.500 millones de euros a la Seguridad Social y se acabaría con su déficit, según UGT.

El sindicato ha pedido al Gobierno responsabilidad, que impulse el Pacto de Toledo y el diálogo social en materia de pensiones y que establezca políticas "consensuadas y urgentes" para garantizar el presente y el futuro del Sistema de Seguridad Social.

Así, ve necesario que el Ejecutivo de Mariano Rajoy muestre su voluntad de acuerdo y derogue las reformas y políticas impuestas, ya que "ponen en riesgo" el sistema y castigan a los pensionistas a una pérdida continua de poder adquisitivo.

Por otro lado, el sindicato ha destacado que el Gobierno no quiere decir públicamente que ha acabado con el Fondo de Reserva de la Seguridad Social y por ello solicitó el crédito de 10.200 millones con cargo a los Presupuestos Generales del Estado.

Contra la tarifa de autónomos

También ha mostrado su rechazo a la tarifa plana de autónomos, puesto que cree que aumenta más el déficit de la Seguridad Social y endeudan de forma "sin fin" al sistema.

Además, ha recordado que hasta el propio Gobierno reconoció en la actualización del Programa de Estabilidad 2017-2022 que a partir de 2019 se producirá una reducción de la cuantía de las nuevas pensiones de jubilación de un 3% en 10 años y de manera acumulativa y que en una década se retrasará en casi 9 meses la edad de jubilación efectiva en España.

A todo esto se sumará, la pérdida de poder adquisitivo que sufrirán los pensionistas por el índice de revalorización de las pensiones, que marca una subida mínima del 0,25% al año de la prestación por jubilación y que evita que las pensiones se revaloricen conforme al IPC. Esto provocará "un grave y creciente empobrecimiento de los pensionistas a lo largo de su vida", según UGT.

Los jubilados y pensionistas de UGT y CCOO se movilizarán en forma de marchas, que se desarrollarán del 30 de septiembre al 9 de octubre, desde distintos puntos de España y que tendrán como objetivo denunciar la "nefasta" gestión en materia de pensiones del Gobierno.

Las movilizaciones, bajo el lema "En marcha por pensiones dignas", tendrán un fuerte contenido social y serán respaldadas por distintas organizaciones sociales.