Público
Público

El 15-M carga su bolsa de proyectos para después del verano

Varias manifestaciones en España y fuera del país irán acompañadas de una fuerte coordinación interregional

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Ha sido una verdadera jornada de trabajo intensivo para los indignados. A las 10.00 de la mañana El I Foro Social del 15-M iniciaba la primera ronda de asambleas y, desde las 17.00 hasta las 21.30 horas, han estado debatiendo sobre las diferentes áreas que habían quedado concertadas para la tarde.

El momento más relevante de la jornada lo ha protagonizado la asamblea de economía. Dos profesores de la Universidad Complutense de Madrid han ofrecido una conferencia sobre la deuda nacional y sus relaciones con los recortes sociales. En su discurso exponían cómo la deuda española, incrementada por el salvamento a las entidades financieras privadas, ha sido vendida después a los bancos con unos intereses desmesurados y cómo para paliar esos desajustes se ha optado por la opción de gravar el Estado del bienestar.

La sorpresa llegaba cuando se disponían a pasar al turno de preguntas. Uno de los indignados informaba de que el premio Nobel de Economía, Joseph Stiglitz, acudiría en unos minutos al Retiro para ofrecer su apoyo con una pequeña conferencia.

También las áreas de pensamiento, salud y social han trabajado duro en esta jornada nacional del movimiento. En pensamiento se reflexionaba sobre la consistencia y contenido del 15M, estableciendo la necesidad de colocar al ser humano como valor primordial de la cultura y disolver el ego individual en pro de los intereses generales.

El grupo de salud, contando con el apoyo del área de educación, organizaba una concentración con la que el próximo 18 de septiembre pretenden reivindicar unos servicios públicos de calidad.

El premio Nobel de Economía, Joseph Stiglitz, también ha acudido al encuentro

El área de cultura, por su parte, ponía en común las propuestas que cada una de las provincias concentradas han estudiado sobre la materia. La supervisión y trasparencia de las entidades subvencionadas por el Estado, así como el acceso igualitario a la cultura se postulaban como objetivos prioritarios.

El grupo de social, bien organizado desde el inicio de la jornada, se ha dividido en grupos de 15 para que cada uno de los indignados escribiese sus propuestas y se pudiera proceder más tarde a su puesta en común. El objetivo es propiciar una serie de acciones que, en un ámbito estatal, pueda abordar las diferentes problemáticas de cada región de manera coordinada.

El grupo de internacional se ha dividido en dos agrupaciones para desarrollar la manifestación internacional que tendrá lugar el próximo 15 de octubre. Ese día, en cada uno de los países en los que el movimiento continúe prosperando, se organizarán concentraciones para inaugurar el nuevo ciclo de acciones tras el periodo estival, según ha afirmado un miembro del grupo 15 de octubre.

La manifestación internacional irá acompañada de una nueva marcha hacía Bruselas que quieren iniciar de inmediato para llegar el próximo 8 de octubre. Con ello no sólo pretenden fomentar la difusión del encuentro internacional que tendrá lugar pocos días después, sino también manifestarse ante la sede del Parlamento Europeo y emplear sus días de estancia para poner en común todas las iniciativas y problemáticas que hayan ido recopilando las diferentes columnas a lo largo de su paso por pueblos y localidades.

Todo esto se trataba en el grupo de Bruselas, mientras se hacía hincapié en la importancia de analizar la experiencia de las marchas hacia la capital para evitar los errores cometidos y aplicar todos los aciertos que han optimizado los objetivos de los indignados en su desplazamiento.

A la recomendación de un código de convivencia que proscribe los comportamientos irrespetuosos, el consumo de alcohol y estupefacientes en los horarios de trabajo o el lucro individual en nombre del 15-M, se ha añadido el análisis de los protocolos de organización más productivos, como el contacto previo y reglamentado con cada localidad o la delegación de actividades concretas, como el montaje audiovisual de sus producciones, en las grandes ciudades.

Un chico de Miranda del Ebro (Burgos) llegaba para interrumpir brevemente la asamblea. Sabía que la ruta pasará cerca de su localidad y quería trasladar el apoyo de todo su pueblo, que les ofrecía de antemano las instalaciones que puedan necesitar. '¡Miranda como mola, se merece una ola!', han coreado al instante los contertulios.