Público
Público

20.000 denuncias de niños desaparecidos al año en España

El servicio 116000, la línea directa europea para casos de niños desaparecidos comienza a funcionar hoy

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Fuentes de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado estiman que en España se presentan cada año unas 20.000 denuncias por casos de menores desaparecidos. Así lo afirmó Luis Estebaranz, director del Teléfono ANAR (Fundación de Ayuda a Niños y Adolescentes en Riesgo), en la presentación del servicio 116000, la ‘Línea directa para casos de niños desaparecidos'. Aunque no existe un registro oficial, Estebaranz explicó que la mayoría de esas desapariciones son fugas voluntarias por parte del menor que a menudo se resuelven de forma inmediata. Sin embargo, entre cinco y diez denuncias se deben a casos de secuestro con fines ilícitos tales como la explotación sexual o, incluso, el asesinato.

En estas situaciones, 'las primeras horas son críticas, ya que un estudio estadounidense asegura que un 76,2% de los niños que fueron secuestrados y asesinados fallecieron en las tres primeras horas de su desaparición', manifestó Benjamín Ballesteros, director general de ANAR. Con este dato, Ballesteros quiso desmitificar la creencia de que es necesario esperar 24 horas para poner una denuncia. Para estos casos, y otros similares de niños desaparecidos (secuestro parental, menores inmigrantes que se encuentran solos en la calle o, incluso, pequeños que se pierden en grandes aglomeraciones de gente) la Comisión Europea y la organización Missing Children Europe -a la que pertenece ANAR- crearon en 2007 la línea única 116000.

Se trata de un teléfono gratuito, confidencial y de atención permanente (24 horas, 365 días al año) que se ha ido implantado durante estos tres años en 11 países de la Unión Europea y que se ha inaugurado en España. El objetivo es que toda Europa esté coordinada y pueda compartir información, especialmente en los casos de secuestro con componentes transfronterizos, que son cada vez más abundantes y ya ocupan un 20% de las denuncias en Bélgica. 'Por eso esperamos que dentro de unos años también se extienda este teléfono único al resto del mundo', afirmó Ballesteros.

Los Ministerios de Interior e Industria, Turismo y Comercio adjudicaron este servicio, el pasado mes de marzo, a la Fundación ANAR, que lleva 16 años atendiendo a niños y adolescentes con problemas en el teléfono del menor (900 20 20 10). Ahora, se encargarán también de esta línea específica para desapariciones, con la que más de 150 profesionales titulados y voluntarios ofrecerán atención psicológica y jurídica tanto a los menores como a las familias que se vean en esta situación.

Asimismo, estarán coordinados permanentemente con miembros de la Guardia Civil y la Policía Nacional y Autonómica, para que puedan actuar con rapidez en los casos de extrema gravedad. ANAR también realizará informes periódicos de los casos registrados en el 116000 y colaborarán con las fuerzas de seguridad en las investigaciones que ya están abiertas. Para promocionar el nuevo servicio, la fundación repartirá carteles y folletos en comisarías y centros escolares, así como unas pulseras identificativas en las que los padres podrán anotar sus números de teléfono.