Público
Público

El abogado de Bretón insinúa que alguien raptó a Ruth y José y se contradice

Asegura ahora que los niños pasaron por casa de su abuela antes de ir a la finca y rechaza la veracidad de una prueba policial

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

José María Sánchez de Puerta, el abogado de José Bretón, el cordobés encarcelado por la desaparición de sus dos hijos, insinuó este jueves que alguien podría haber raptado a Ruth y a José, de 6 y 2 años. A las puertas de la Audiencia Provincial de Córdoba, donde acudió para asistir a los miembros de la familia Bretón llamados a declarar por el juez que instruye el caso, Sánchez de Puerta añadió nuevos detalles supuestamente contradictorios sobre lo que ha venido sosteniendo que ocurrió el día en que desaparecieron Ruth y José, el pasado 8 de octubre.

El letrado sostiene que los padres, los hermanos y el propio Bretón están seguros de que “los niños están vivos” e insinúa que alguien los puede tener retenidos. Sánchez de Puerta aseguró que el principal sospechoso para la Policía insiste desde la cárcel en que alguien conocido se pudo llevar a los niños. “Pregunta por ellos en presente, nunca en pasado”, dramatizó el letrado.

Ayer, la madre de Bretón, sus dos hermanos y su cuñado avalaron el “cuadro cronológico” de lo que el acusado dice que pasó el 8 de octubre, el día en que desaparecieron los pequeños. Al menos, eso es lo que afirmó su representante legal que, sin embargo, añadió nuevos datos de este cuadro cronológico que hasta ahora se desconocía. Así, Sánchez de Puerta agregó que los niños estuvieron por la mañana en casa de la hermana de Bretón pero que pasaron por casa de la abuela, sobre las 13.30, “donde comieron pan con mortadela”. Hasta ahora, el abogado y Bretón sostenían que de casa de la hermana, donde comieron, se marcharon directamente a la finca. Además, el letrado redujo a una las llamadas que Bretón hizo desde esta parcela, en las Quemadillas Altas, y negó que su defendido apagara el teléfono “sino que pudo estar sin cobertura entre 20 y 25 minutos”, en una zona plagada de antenas de telefonía.

Aparte, el abogado rechazó la veracidad de una prueba policial que derribaría toda su defensa: la reconstrucción que los agentes han hecho sobre el viaje de Bretón de su finca al parque Cruz Conde, donde desde siempre sostiene que perdió de vista a los niños. Sánchez de Puerta negó que se haya realizado esta reconstrucción, sino que dijo que se inició pero que se tuvo que suspender por las condiciones climatológicas. Fuentes de la investigación siguen sosteniendo que la prueba se hizo, que los agentes condujeron el Opel Zafira de José Bretón con dos muñecos en los asientos traseros simulando a los dos niños y que una cámara de seguridad que no grabó a los pequeños aquel 8 de octubre sí que vio a uno de los muñecos.

Bretón seguirá en la cárcel. Su abogado no tiene previsto volver a recurrir el auto de prisión hasta que no concluyan los informes psiquiátricos que el juez ha encargado para descartar que el acusado sufra algún tipo de trastorno. El instructor no tiene previsto llamar a declarar a ningún nuevo testigo en los próximos días.