Público
Público

Absuelto un hombre que grabó sus abusos sexuales a su cuñada

La Audiencia de Barcelona considera que la mujer violó la intimidad del abusador al obtener los dvd sin su consentimiento

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Aunque parezca inexplicable, la Audiencia de Barcelona ha absuelto a un hombre de 40 años, acusado de abusos sexuales, al considerar que la víctima, su cuñada, violó su intimidad al sustraerle los DVD en los que el hombre había grabado los abusos y en los que se basaba la acusación. El argumento del tribunal es que el hecho de que las grabaciones se obtuvieran sin el consentimiento del abusador viola su derecho a la intimidad y 'contamina' todas las diligencias realizadas a posteriori.

El fiscal pedía para Salvador B.B. 12 de años de cárcel, y la acusación particular, 18 años y medio. Saldrá de inmediato de la cárcel, donde estaba en prisión preventiva desde febrero de 2011, acusado de un delito de abusos sexuales.

En el fallo, la Audiencia no entra a valorar los actos sexuales documentados en las fotos y vídeos que tomó el acusado mientras abusaba de su cuñada cuando ésta dormía, pero decreta su absolución al considerar que la víctima vulneró su derecho a la intimidad al obtener los DVD en los que guardaba las copias sin su permiso.

La esposa del acusado, que estaba en trámites de separación, fue quien descubrió los DVD en el vehículo del procesado, que registró con la intención de encontrar pruebas que probaran las infidelidades que sospechaba.

La mujer empezó a visionar los DVD junto con su hermana, quien en ese momento pudo comprobar por las grabaciones que el acusado abusaba sexualmente de ella mientras dormía profundamente, aprovechando los días de vacaciones que toda la familia pasaba en los domicilios familiares de Castelldefels (Barcelona) y de un pueblo de Albacete.

Tras visionar parte del contenido de los vídeos, la hermana y la cuñada pusieron el caso en manos de los Mossos d'Esquadra, que rápidamente ordenaron la detención del acusado, al entender que era responsable de un delito continuado de abusos sexuales y contra la intimidad, por el que el fiscal pidió en el juicio una condena de 12 años de cárcel.

Sin embargo, la Audiencia ha acabado absolviendo al acusado porque considera que el hecho de que su esposa obtuviera los DVD que destaparon los abusos sin el consentimiento del procesado viola su derecho a la intimidad y 'contamina' todas las diligencias realizadas 'a posteriori'.

Según la sección segunda de la Audiencia, si la mujer y su hermana no hubieran visionado los DVD obtenidos de forma ilícita, o incluso si los hubieran visto pero no los hubieran convertido en 'prueba de cargo esencial' para sustentar la denuncia, no se habría contaminado todo el proceso.

Para la sala, al fundamentarse la acusación en los vídeos, 'surge y prima', por encima del interés del Estado en la persecución del delito y el castigo del delincuente, la prohibición de sustentar una condena en una prueba 'obtenida mediante la comisión de un delito y, en consecuencia, de manera absolutamente ilícita'.

En el juicio, en el que la acusación particular pidió una condena de 18 años y medio de cárcel para el procesado, éste negó los abusos y los describió como un juego sexual con el que pretendía despertar a su cuñada, con quien tenía una relación sentimental, una versión que la denunciante negó tajantemente.

La víctima de este caso de abusos sexuales ya ha presentado un recurso contra la absolución del acusado ante el Tribunal Supremo.