Público
Público

El actor porno Nacho Vidal declara ante el juez por la 'Operación Emperador'

Esta mañana están citados 14 detenidos, responsables de blanquear el dinero de la trama mafiosa. Anoche Fernando Andreu dictó prisión para otros 17

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu continúa con la tanda de interrogatorios a los detenidos en la Operación Emperador contra el blanqueo de capitales y el crimen organizado. Esta mañana le ha llegado el turno al arrestado más mediático, el actor porno Nacho Vidal, que ya se encuentra en los calabozos de la Audiencia Nacional.

Este jueves pasarán ante el juez un total de 14 personas, la mayoría de ellos españoles. Unos formaban parte del grupo de los 'blanqueadores' del dinero que la trama mafiosa obtenía de sus actividades y otros se encargaban del traslado del dinero a China en bolsas de plástico como los que presuntamente intervenían para ocultar el capital en paraísos fiscales.

Todos ellos han sido trasladados a primera hora de esta mañana a la sede de la Audiencia Nacional en dos furgones de la Policía Nacional, y esperan a que el magistrado les llame para tomarles declaración. Nacho Vidal y su hermana María José Jordá González, que se hallan en la sede de la Audiencia, están acusados de ayudar a la red a través de su productora.

También declararán el concejal de Seguridad Ciudadana de Fuenlabrada (Madrid), José Borrás, y una funcionaria de la subdelegación del Gobierno de Zamora, a la que se imputa concesiones irregulares de licencias.

Según la investigación, la trama contaba con tres métodos para blanquear capitales: sacaban el dinero en bolsas en coche o tren, realizaban transferencias de capitales a agencias que ellos mismos creaban y una tercera, utilizada por los españoles, que consistía en ingresar el dinero en cuentas en bancos chinos o paraísos fiscales y recibir su importe en metálico.

El juez, que tiene previsto empezar a interrogar a las mujeres, ordenó el ingreso en prisión de 17 de los 20 detenidos que prestaron declaración hasta bien entrada la madrugada, la mayor parte de ellos bajo fianzas que oscilan entre 25.000 y 50.000 euros. Cuatro de las prisiones fueron dictadas con carácter incondicional para tres ciudadanos chinos y una española de origen israelí que podría estar relacionada con la evasión de capitales de la trama a paraísos fiscales.

Ayer también quedaron en libertad en sede policial el inspector de Policía y el sargento de la Guardia Civil, que serán citados a declarar la próxima semana. Además, otras dos personas de nacionalidad española han quedado en libertad aunque con la obligación de realizar comparecencias periódicas en el juzgado. En uno de los casos la decisión del juez Andreu se explica por los problemas de salud que presentaba el compareciente.

Por la tarde, el magistrado ha citado a declarar a un grupo de nueve arrestados, de nacionalidad china. Y para el viernes quedaría otra veintena de detenidos por declarar, entre ellos los presuntos cabecillas de la trama. Entre los mismos, el último en declarar será el presunto líder de toda la red mafiosa, el empresario chino y marchante de arte, Gao Ping, propietario de varias naves en el polígono Cobo Calleja de Fuenlabrada (Madrid).