Público
Público

Agredidos en Marruecos dos reporteros españoles en un juicio a activistas saharauis

Un colaborador de 'Público', Eduardo Marín, y otro periodista -Antonio Parreño de TVE- recibieron puñetazos, patadas y pedradas cuando traban de grabar la aparición de los acusados en un tribun

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Dos periodistas españoles, uno de ellos colaborador de Público y otro de Televisión Española, han sido agredidos hoy en una sala del Tribunal de Primera Instancia de Ain Sbaa (Casablanca), donde se hallaban para cubrir un juicio contra siete activistas saharauis. Son Eduardo Marín (Público) y Antonio Parreño (corresponsal de TVE).

Tras el suceso, policías marroquíes han borrado el material gráfico tomado por uno de los reporteros. La agresión se produce sólo dos días después de las críticas del ministro de Exteriores marroquí a la labor de los medios de comunicación españoles.

Todo comenzó cuando aparecieron los acusados, coreando consignas independentistas. Los abogados marroquíes, relata Marín, comenzaron a agredir a los acusados, ante lo cual los periodistas españoles comenzaron a fotografiar la escena. Entonces, decenas de 'activistas pro marroquíes' empezaron a agredir a los reporteros.

Marín recibió dos puñetazos y Parreño varias patadas y un puñetazo que le rompió las gafas. 'Alguien me agarró por detrás para quitarme la cámara. Me he resistido y entonces me han empezado a pegar decenas de personas', relató el periodista de la cadena pública. También volaron piedras y escupitajos.

'La policía marroquí me borró las fotos y me abrió el ordenador'En medio de la agresión, varios policías marroquíes sacaron de la sala a ambos periodistas para evitar que les siguieran golpeando.

En el caso de Marín, posteriormente le retuvieron durante una hora y media en contra de su voluntad. Durante ese tiempo y aunque le trataron 'correctamente', le revisaron la cámara de fotos y le borraron las imágenes que había tomado en la sala. También le abrieron su ordenador portátil y revisaron las fotografías que tenía.

Una veintena de antidisturbios entraron en el tribunal, asegura EFE, donde además había observadores internacionales, activistas saharauis y público marroquí. Tras el suceso, el tribunal suspendió la vista contra los activistas, acusados de 'atentar contra la seguridad del Estado', hasta el próximo 14 de diciembre

Hace sólo dos días el ministro de Exteriores marroquí, Taieb Fassi-Fihri, criticó lo que llamó 'los excesos' de la prensa española. Fassi-Fihri aseguró que algunos periodistas, 'especialistas en El Magreb o en el Sáhara', se 'toman sus deseos por realidades' y reprochó a la prensa por seguir unas prácticas poco éticas, como 'disfrazarse de mujeres saharauis', para acceder al campamento pro saharaui de El Aaiún.

Por otro lado, hace dos semanas siete periodistas españoles no pudieron volar hacia El Aaiún. La aerolínea marroquí Royal Air Maroc anuló sin explicaciones los billetes de los reporteros que iba a cubrir la muerte de un menor saharaui.

DISPLAY CONNECTORS, SL.