Público
Público

El ala dura del PP se desmarca de Rajoy

Restan relevancia al anuncio de la banda terrorista

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La reacción oficial del PP al anuncio de la banda terrorista llegó ayer a las 20.45 horas en boca de Mariano Rajoy, que leyó un comunicado en la sede nacional de la formación felicitándose de la buena noticia y de que esta se produjese sin ningún tipo de concesión política. Pero para esta hora, algunos dirigentes conservadores, integrantes del ala más dura del partido, ya se habían encargado de verter su propia opinión. Y no precisamente en la línea que marcó la dirección nacional de la formación.

Una de las primeras reacciones fue la de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre. Sus primeras palabras llegaron a través de su perfil de la red social Twitter: 'Los delitos de un asesino no prescriben porque declare que no va a matar más', escribió acompañado del hashtag '#ETAno'. Después, pudo extenderse más en una visita a las nuevas instalaciones de la empresa Steelcase, donde consideró que la banda 'ni entrega las armas ni se disuelve' por lo que, para ella, los comunicados que puedan emitir 'tienen credibilidad cero', informa Europa Press.

Un tono similar empleó Iñigo Henríquez de Luna, portavoz del PP en la Asamblea de Madrid y hombre del círculo de confianza de la presidenta de la comunidad. En su recién estrenado perfil de Twitter sostuvo: '[Los terroristas] ni se arrepienten, ni piden perdón a las víctimas, ni entregan las armas, sólo pretenden volver a las instituciones a cualquier precio para seguir engrosando su proyecto político totalitario con el dinero de los españoles. No me fío'.

Para Aguirre, los comunicados de la banda 'tienen credibilidad cero'

También fue esta red la empleada por el portavoz de Interior del PP en el Congreso, Ignacio Cosidó, para verter su opinión sobre el anuncio. El azote del PP en casos como el Faisán consideró que 'no vale' que ETA anuncie que va a dejar de utilizar más las pistolas 'si se va a quedar con ellas'.

A su entender, la declaración hecha pública ayer 'es una maniobra electoral a favor de Amaiur', la coalición de la izquierda abertzale que concurrirá a las generales del 20-N y a la que definió como 'la nueva careta de Batasuna'.

Mientras, Juan Cotino, ex director general de la Policía entre 1996 y 2002 y presidente de Les Corts Valencianas, redujo lo que Rajoy vio como 'una buena noticia' a una 'mentira habitual' de la banda.

Ignacio Cosidó cree que se trata de 'una maniobra electoral a favor de Amaiur'

El dirigente conservador sostuvo que el comunicado 'forma parte de la estrategia diseñada por Bildu, el PNV y un sector del PSOE en respuesta a la conferencia de hace tres días'. En declaraciones a Efe manifestó que, a su entender, se trata de algo 'escrito hace mucho tiempo'.

El eurodiputado Carlos Iturgaiz, uno de los representantes de la línea más dura del PP en materia de política anti-terrorista, añadió que este comunicado es el precio que paga ETA al Gobierno en la 'negociación' que, a su juicio, ha mantenido con el Ejecutivo de Zapatero. Además, declaró que la banda sigue como la espada de Damocles, con una 'bala en la recámara' porque no se ha disuelto y, de paso, favorece a Rubalcaba frente al PP. Y que su compañero Jaime Mayor Oreja 'ha dado en la diana' cuando hablaba de negociación.