Público
Público

Los andaluces podrán defender en la Cámara sus propuestas legislativas

Griñán plantea que los ciudadanos actúen como diputados en las Iniciativas Legislativas Populares

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Gobierno andaluz lanzó ayer un guiño al Movimiento 15-M y se comprometió a impulsar una reforma legal que permita rebajar a 41.000 las firmas necesarias (ahora se requieren 75.000) para poder presentar una iniciativa legislativa popular (ILP) y abrir así el Parlamento autonómico a los ciudadanos. Un representante, elegido por los promotores de la ILP, podrá defender a lo largo de toda la tramitación parlamentaria, como si fuera un diputado más, la iniciativa legislativa admitida a trámite. Podrá sentarse en la Cámara, dar su opinión en la comisión que estudie el proyecto de ley y defender la iniciativa en el pleno del Parlamento autonómico que la vote.

Podrá disponer también, según dijo ayer la consejera de Presidencia, María del Mar Moreno, de todo el apoyo legal y de los recursos técnicos al alcance de los parlamentarios. En definitiva, será el diputado 110 la Cámara andaluza tiene 109 escaños mientras se tramita la ILP. Lo único que no podrá hacer el representante será votar la iniciativa, un derecho reservado a los diputados electos en los comicios autonómicos.

El diputado 110'el Parlamento tiene 109 escaños podrá asistir al pleno

Esta legislatura se han presentado en la Cámara andaluza cuatro ILP, una de ellas a cargo de la asamblea de Málaga del Movimiento 15-M cuya admisión a trámite fue aplazada por la Mesa del Parlamento que planteaba precisamente modificar la Ley de Iniciativas Legislativas Populares de Andalucía, del año 1988, fundamentalmente en dos sentidos. Por un lado, proponía rebajar hasta 10.000 las firmas necesarias para presentar una iniciativa y, por otro, eliminar el veto a las ILP que aborden materias económicas, laborales y de redistribución de la riqueza. Uno de sus promotores, José Cosín, criticó ayer la iniciativa del Gobierno andaluz, porque, a su juicio, aunque podría parecer un 'triunfo' es 'un caramelo envenenado' que bloquea su ILP. La normativa actual prevé que cuando esté en tramitación un proyecto de ley, las iniciativas que versen sobre el mismo tema no podrán ser admitidas. Como la Junta prevé promover las modificaciones de inmediato y la asamblea de Málaga tiene aún que recabar las firmas, tendrá preferencia la propuesta del Gobierno. Cosín agregó que ellos pedían que las materias 'se liberasen' y tachó la propuesta de Griñán de 'típica maniobra' política.

El Ejecutivo, que considera que con su propuesta, tras ser aprobada, Cosín y cualquier otro representante del 15-M podrían defender con mejores armas sus ILP en el Parlamento, ha elegido la cifra de 41.000 firmas porque es el número de votos medio que se necesita ahora para elegir un diputado autonómico, según explicó Moreno. En sendos guiños al 15-M, el PP propuso el lunes pasado que fueran 40.000 las rúbricas e IU ya lanzó hace tiempo que se dejara el límite en 35.000. Sobre la eliminación de los vetos temáticos que pesan sobre las ILP, fuentes del Gobierno manifestaron que la propuesta no era cerrada y que estaba abierta al debate para su mejora.

El proyecto flexibiliza las condiciones para presentar una ILP

De las otras tres ILP presentadas en la Cámara andaluza, dos no fueron admitidas a trámite (una sobre hipotecas y otra sobre la declaración de la Semana Santa como Bien de Interés Cultural) y la tercera (para dar mayor protección a los animales) decayó al no lograr sus promotores las firmas necesarias para proseguir con su tramitación.

Para sacar adelante su plan, el Gobierno debe impulsar la modificación de la ley de las ILP y el reglamento del Parlamento autonómico. El Gobierno no cree que haya excesivos problemas para pactar ambas reformas con la oposición, formada en Andalucía, donde el PSOE tiene mayoría absoluta, por el PP, que ayer trató de ridiculizar la idea del Gobierno, e IU, a quien le suena bien la música de la propuesta, pero le parece que llega tarde. Griñán la planteará hoy con toda solemnidad en el Debate sobre el Estado de la Comunidad.

'Esta es una propuesta de un presidente que escucha a la ciudadanía y que se moja. La figura del escaño 110, que no existe en ningún Parlamento de España, escucha lo más interesante de las propuestas que han estado de actualidad las últimas semanas', afirmó ayer Moreno.

Derechos de autor

El PP, que el lunes propuso rebajar a 40.000 las firmas necesarias, trató ayer de ridiculizar la propuesta de Griñán, afirmando que el Gobierno se la había 'copiado'. 'Van a tener que pagar derechos de autor. Es patético'.

Llega tarde

Para IU, aunque la música suena bien, la propuesta llega tarde. En la legislatura 1996-2000, IU ya intentó que un alcalde defendiera una ILP, pero el PSOE se negó. IU interpreta que el reglamento del Parlamento no impide ahora que los promotores defiendan sus ILP.