Público
Público

Anticorrupción se cuela en la fiesta del regreso de Fabra

Carlos Fabra celebró hace unos días su vuelta a la política

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ambiente de celebración en la villa que el presidente de la Diputación de Castellón posee en Les Platgetes (Oropesa del Mar, Castellón) ha durado poco más de siete días. La petición de 15 años de cárcel del fiscal Anticorrupción se ha producido casi una semana después de que Carlos Fabra convocara a sus íntimos a un almuerzo a su residencia veraniega.

Fue su forma de dar las gracias a todos aquellos que se han preocupado por su estado de salud en los últimos meses tras someterse a un trasplante de hígado en un hospital madrileño. También, la cita en la que anunció que tras el verano volverá a la política. Pero no para quedarse.

El PSOE lamenta que Fabra celebrase su vuelta 'con Moët & Chandon'

Medio centenar de cargos del PP de Castellón, entre los que figuraban concejales, diputados y alcaldes, acudieron a Les Platgetes, la zona en la que Aznar pasaba sus vacaciones en su etapa en la Moncloa, para arropar al presidente de la Diputación.

Los que le conocen comentan que es costumbre de Carlos Fabra invitar a los suyos a un almuerzo antes del parón de las vacaciones estivales. Pero la del martes 13 de julio fue una reunión más especial.

A los postres, Fabra articuló un discurso en clave de futuro, de los retos del partido de cara a las próximas elecciones y de su intención de abandonar la primera línea de la política. Presidente de la Diputación de Castellón desde 1995, el dirigente conservador cree que ya ha llegado la hora de dejar paso a otros, independientemente de lo que acaben diciendo los tribunales.

De Cospedal mantiene que 'el PP esperará a ver qué dice la justicia'

De cumplirse su deseo de que Javier Moliner, vicealcalde de Castellón, le suceda en la Diputación, el apellido Fabra dejaría de estar vinculado a la institución tras pasar por ella cinco generaciones de esta familia. 'Vendrá otro equipo, no se puede decir que vaya a ser 100% nuevo pero vendrán nuevos aires', defienden fuentes del partido.

En las filas socialistas no sentó muy bien la celebración. El secretario de acción electoral del PSPV-PSOE de Castellón, Ernest Blanch, llegó a calificar de 'insulto a los ciudadanos y ciudadanas de Castellón' que el PP en bloque 'esté brindando con Moët & Chandon en el chalet de Carlos Fabra' pese al paro.

La lista de delitos que se le imputan cinco fiscales, tráfico de influencias y cohecho continuado es casi tan larga como la de jueces nueve que se han encargado de su caso. Siempre ha contado con el apoyo de la dirección del PP. Ayer, la número dos, María Dolores de Cospedal, insistía en que el partido esperará a lo que diga la justicia para tomar medidas.