Público
Público

Ares exige a ETA que "desaparezca"

EA considera que el anuncio es un "primer paso" hacia un "escenario de paz". Aralar exige un cese "definitivo"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Gobierno vasco acogió con escepticismo el anuncio de alto el fuego hecho público ayer por ETA. El consejero de Interior del Ejecutivo autonómico, Rodolfo Ares, consideró que la declaración de la banda es 'fraudulenta' y que el comunicado de los etarras 'es absolutamente insuficiente porque los tiempos de las treguas han pasado'. 'No responde a las exigencias de la inmensa mayoría de la sociedad vasca, que quiere que ETA desaparezca', recalcó.

Ares exigió a los terroristas que dejen 'la actividad terrorista', sin que haya 'precio político' y sin que pueda haber 'marcha atrás'. Hasta que eso ocurra, quiso dejar claro que el Gobierno vasco, la Ertzaintza, el Gobierno de España y las diversas policías seguirán manteniendo la misma estrategia antiterrorista. 'No estamos en tregua', avisó en nombre de todas esas instituciones.

El comunicado, en opinión del máximo jefe policial del Ejecutivo vasco, 'ni siquiera responde' a 'las exigencias de su propio mundo [la izquierda abertzale violenta]' y, por lo tanto, 'no hay que especular' sobre por qué ETA realizó ayer esa declaración.

El PP vasco también mostró una completa desconfianza en el anuncio hecho público por la banda terrorista. Su presidente en Euskadi, Antonio Basagoiti, reconoció que, aunque se esperaba un comunicado de ETA, el emitido por la organización 'tiene pinta de ser un movimiento táctico'.

Al igual que el consejero vasco de Interior, el líder de los conservadores vascos consideró 'insuficiente' el texto de la banda porque lo necesario, en su opinión, sería su 'disolución definitiva'. 'No hay que olvidar que estamos a unos meses de las elecciones municipales en las que quieren volver a toda costa', recalcó Basagoiti.

Los partidos nacionalistas se mostraron algo más esperanzados con el alto el fuego anunciado por ETA si bien el mayoritario, el PNV, decidió esperar hasta hoy para valorar su comunicado. Sin duda, la reacción más positiva fue la de Eusko Alkartasuna, formación inmersa desde hace semanas en un acuerdo 'estratégico' con la izquierda abertzale que no condena la violencia, en aras de lograr la independencia de Euskadi por vías exclusivamente pacíficas.

El secretario general del partido, Pello Urizar, aseguró que la decisión de la banda es una 'noticia largamente esperada y alentadora', que debe constituir 'un primer paso' que 'lleve a una situación de tregua indefinida y verificable que defina un escenario de paz'. Aunque reconoció que 'la responsabilidad de las acciones violentas corresponde única y exclusivamente a ETA', emplazó a 'todos' a 'actuar con responsabilidad para que la situación de ausencia de atentados se mantenga y se consolide'.

Aralar, formación abertzale y de izquierdas escindida de Batasuna por su condena explícita a la violencia, también consideró 'positivo' el anuncio de la banda terrorista aunque le exigió 'un cese unilateral y definitivo' de su actividad violenta'. 'Euskal Herria necesita, y toda la ciudadanía reivindica, una paz definitiva y sin vuelta atrás', resaltó el partido independentista a través de un comunicado.

Se trata de la misma exigencia que trasladó el coordinador general de Ezker Batua IU en Euskadi, Mikel Arana, a los terroristas. El líder izquierdista emplazó a ETA a que 'abandone la ambigüedad y los dobles lenguajes y haga público un comunicado anunciando de forma clara y directa su desaparición definitiva'. Desde Alternatiba, marca escindida de EB, valoraron positivamente el anuncio e instaron al Gobierno a que actúe en consecuencia.