Público
Público

La Audiencia de Sevilla excarcela al chófer que compraba cocaína con dinero de los ERE

Para evitar agravios comparativos con otros implicados que han quedado libres. De este modo corrige a la juez instructora, Mercedes Alaya

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Audiencia de Sevilla ha dejado este lunes en libertad sin fianza a Juan Francisco Trujillo, chófer del exdirector general de Trabajo de la Junta de Andalucía Francisco Javier Guerrero, para evitar 'agravios comparativos' con otros perceptores de ayudas y fondos de los ERE que quedaron libres.

Trujillo declaró a la Policía en el marco de la investigación que destinó parte del dinero que recibió en subvenciones otorgadas por la Junta a comprar cocaína 'para su jefe y para él', mientras que también dedicó parte del dinero a 'ir de fiestas y copas'. 

En el auto de libertad, la Sección Séptima de la Audiencia dice que, después de siete meses encarcelado, la investigación judicial no ha podido encontrar bienes 'susceptibles de embargo' ni existe información suficiente sobre el patrimonio de Trujillo. Además, el hecho de que el chófer no haya podido reunir la primera fianza de 150.000 euros, luego rebajada a 75.000 euros, hace 'presumir razonablemente que dichas cantidades resultan inasequibles para el imputado, vedándole la posibilidad de acceder a la libertad provisional'.

Trujillo se encuentra en prisión preventiva desde el 22 de marzo pasado, cuando la juez instructora de los ERE irregulares, Mercedes Alaya, le acusó de 22 delitos diferentes por los 1,3 millones de euros que percibió de la Junta en forma de ayudas para sus empresas fantasmas y fondos sociolaborales para su madre.

En una vista celebrada la semana pasada, la Fiscalía Anticorrupción se opuso a la libertad de Trujillo alegando riesgo de fuga pero la Audiencia responde que en los siete meses transcurridos 'sus circunstancias personales y procesales han cambiado sustancialmente'.

Así, en este tiempo no han aparecido en la investigación del juzgado de instrucción 6 de Sevilla nuevas diligencias probatorias que 'representen un cambio sustantivo de su situación procesal' y por otra parte tampoco 'se observan visos de una pronta finalización de la instrucción', lo que adquiere 'especial relevancia' de cara a la doctrina del Constitucional sobre la prisión provisional.

La Audiencia aprecia además que se puede producir cierto 'agravio comparativo' respecto a otros empresarios que han declarado como acusados en la causa por los ERE y que, pese a haber recibido ayudas 'por cuantías iguales o incluso superiores', no han ingresado en prisión.

Por todo ello, la Audiencia ordena su libertad inmediata con una serie de medidas cautelares como la prohibición de salir de España, la obligación de depositar su pasaporte en el juzgado, la comparecencia todos los lunes y miércoles en el juzgado de la localidad jiennense donde reside y la prohibición de cambiar de domicilio sin permiso del juez.

Con la libertad de Trujillo sólo queda en prisión su jefe, el ex director general de Trabajo de la Junta Francisco Javier Guerrero, que no ha podido reunir los 150.000 euros en que ha quedado fijada su fianza.

En agosto pasado salió de la cárcel el tercero de los 69 imputados en la causa de los ERE que fue encarcelado, el exconsejero de Empleo Antonio Fernández, quien lo hizo tras depositar 450.000 euros de fianza.