Público
Público

Benedicto XVI reúne en Barcelona a la cuarta parte de fieles que Juan Pablo II

Las primeras estimaciones hablan de 250.000 personas cuando se esperaban 400.000

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La visita de Benedicto XVI a Barcelona ha sido un fracaso si se tienen en cuenta las cifras de asistencia a sus actos. Se esperaba que entre 400.000 y medio millón de fieles acompañaran al Papa en la capital catalana. Sin embargo, las primeras estimaciones de la Guardia Urbana, aún siendo optimistas, señalaban que sólo 250.000 personas habían participado en alguno de los actos de Benedicto XVI en Barcelona.

El dato no tiene nada que ver con la visita que precisamente ayer hizo 28 años que realizó Juan Pablo II, y que le llevó a Montserrat, la montaña de Montjuic y el Camp Nou. Pese a la lluvia y a la violencia terrorista -ETA puso una bomba antes de su llegada-, más de un millón de fieles siguieron al Papa polaco en la que había sido hasta hoy la única visita de un pontífice a Catalunya. Rat-zinger apenas ha alcanzado la cuarta parte de fieles.

Especialmente significativa fue la poca presencia de público en el trayecto desde el Palacio Arzobispal donde el pontífice sí fue recibido por una multitud la noche del sábado y la Sagrada Familia. En el templo, incluso, se veían lugares vacíos. En el exterior, donde se colocaron 51.000 sillas, sólo se ocuparon 36.000.

En las cercanías del templo sí se hicieron notar los papaboys (jóvenes pertenecientes a movimientos ultracatólicos como los kikos, E-Cristians o Lumen Dei, y a plataformas como HazteOir), algo que no sucedió en el resto del trayecto. Al Papa sólo se le vio sonreír ayer en dos momentos. La primera vez, tras salir del templo de Gaudí para rezar el Angelus. La segunda, durante su visita a la sede de la asociación Nen Déu.

DISPLAY CONNECTORS, SL.