Público
Público

La benjamina regresa al Gobierno

Compaginará sus tareas en Sanidad con las de senadora

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Desde hoy, Leire Pajín (San Sebastián, 1976) vuelve a ser la benjamina del Gabinete de Zapatero, en edad pero no en experiencia. Su vocación política, según cuenta ella misma, viene de largo, ya que se afilió a las juventudes del partido a los 15 años. Y ha intentado cambiar el mundo desde entonces, en varios frentes. Primero como diputada en el Congreso y después como secretaria de Estado de Cooperación Internacional. Aún no había cumplido los 30.

Esta vieja conocida del presidente y pieza clave del proyecto intergeneracional del zapaterismo en sus albores ha sido hasta ahora la responsable de la vida orgánica y de las finanzas del PSOE como secretaria de organización de la formación. Un cargo para el que fue designada en julio de 2008 y en el que ha estado poco más de dos años, frente a los mandatos de larga duración de sus antecesores.

En este tiempo, afirman fuentes del partido, Pajín no consiguió hacerse con el control del aparato y los roces con algunos barones autonómicos se sintieron en las filas socialistas. Tampoco se consiguieron limar las diferencias con su antecesor, José Blanco. Las primarias en Madrid hay quienes le recriminan no haber frenado en su momento a Tomás Gómez o la crisis de Benidorm donde se la acusa de apoyar al alcalde tránsfuga como candidato en las listas socialistas en 2011 son dos de los casos que más ampollas levantaron.

Pajín recibió ayer la noticia con sastisfacción y se mostró contenta con el cambio. En el partido, hubo quien respiró con alivio. 'Va a ser más útil en el ministerio, donde hará un trabajo magnífico', señalaron fuentes del PSOE, que alabaron la experiencia de su sucesor, Marcelino Iglesias.

La gestión de Pajín al frente de la Secretaría de Estado de Cooperación Internacional, durante el primer Gobierno de Zapatero, fue valorada positivamente. En este papel, se mostró como una mujer capaz de 'tomar decisiones difíciles pero justas', subrayaron en su entorno. La dirigente socialista se encargó de aportar una visión muy social y solidaria al proyecto socialista desde el principio. Una actitud que, según dicen quienes la conocen, seguirá manteniendo en Sanidad.

Pajín, que compaginará sus tareas de ministra con las de senadora por Valencia, afirmó ayer que espera 'estar a la altura' de Bibiana Aído. Y es que la igualdad es el otro de los grandes temas de los que hace bandera siempre que tiene oportunidad.