Público
Público

Blanco frena las prisas del PP por formar Gobierno

"En democracia hay que respetar los tiempos de la democracia" ha dicho el portavoz del Ejecutivo y titular de Fomento

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Ante las declaraciones del alcalde de Madrid y número 4 del PP por la capital, Alberto Ruiz Gallardón, en las que ha pedido que se aceleren los plazos para la investidura del futuro presidente del Gobierno y generar cuanto antes un mensaje de tranquilidad en pleno acoso de los mercados sobre la deuda española, el portavoz del Gobierno, José Blanco, se ha remitido a 'los tiempos de la democracia'.

El ministro de Fomento ha respondido al todavía partido de la oposición recordando que los plazos para la formación del nuevo Gobierno están fijados en la ley y, por tanto, no es posible acortarlos.

En la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros, el portavoz ha indicado que, como bien había dicho Gallardón y según recoge el decreto de convocatoria de las elecciones, la constitución de las Cortes se celebrará el 13 de diciembre.

A partir de esa fecha, ha explicado, se pondrá en marcha el mecanismo para la investidura, que podría darse a la semana siguiente en caso de que existiera una mayoría clara de una fuerza política que no hiciera necesaria la negociación con otras. Un plazo que, según ha afirmado Blanco, no podría acortarse porque hay que preservar los días necesarios ante posibles recursos.

Además, el portavoz del Gobierno ha añadido que, en caso de que las urnas dieran una mayoría clara para uno de los partidos y hubiera que tomar alguna decisión relevante hasta la constitución del nuevo Gobierno, de acuerdo a una norma no escrita, dialogarían con los representantes de esa fuerza política, aunque ha añadido que el Ejecutivo de Zapatero no prevé adoptar ninguna decisión urgente.

'En democracia hay que respetar los tiempos de la democracia', ha dicho Blanco en contraposición a Gallardón, quien también ha pedido a los españoles una reacción 'contundente' que derive en un gobierno fuerte del PP para hacer frente a una situación que ha calificado de extremadamente grave.

El que puede convertirse en uno de los próximos ministros del Gobierno tras el 20-N se había mostrado convencido de que a partir del lunes 'los partidos responsables' estarán de acuerdo en que el cambio de Gobierno se tramite cuanto antes para evitar el 'riesgo' que supone 'prologar la interinidad en esta situación'.