Público
Público

Bono pide no criminalizar a los controladores

Mientras, Blanco recuerda que no quedará impune ninguna conducta que haya vulnerado la ley

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro de Fomento, José Blanco, se mostró contundente este martes al asegurar que que no quedará impune una conducta que ha vulnerado la ley en relación al conflicto provocado por los controladores aéreos y el caos provocado.

'No somos rehenes de una situación para no poder resolverla y ninguna conducta será impune y por tanto toda tendrá sanción', subrayó el titular de Fomento en declaraciones a Antena 3 recogidas por Europa Press. El ministerio de Fomento ha abierto 442 expedientes.

Un mensaje que contrasta con el de José Bono en la Cadena Ser. El presidente del Congreso pidió 'no criminalizar' a este colectivo.

Blanco explicó que las sanciones impuestas a los controladores  se graduarán en función de la responsabilidad y de las alegaciones a las que tienen derecho en un expediente que es individual. Para el ministro no habrá ningún problema porque, según él,  existen controladores suficientes para cubrir a los que sean sancionados.

Tras resaltar que el Gobierno tiene la voluntad de cerrar los conflictos y de acabar con los privilegios de este colectivo, Blanco afirmó que el Ejecutivo ha convocado en torno a 200 nuevas plazas de controladores, por lo que habrá profesionales suficientes en el mercado en poco tiempo para poder hacer frente a situaciones como las registradas este fin de semana sin depender de los que en la actualidad están desempeñado sus funciones.

El ministro de Fomento aseguró que se ha sentido 'muy apoyado' estos días por algunos presidentes de gobiernos autonómicos del PP e incluso por algún ex ministro conservador, pero no ha querido dar nombres.

Por su parte, José Bono recordó que los controladores son 'exclusiva y únicamente' los culpables del caos creado en todos los aeropuertos españoles.

Bono señaló la necesidad de que cada controlador responda de su actitud y 'no de la que ha tenido' su compañero y ha subrayado la importancia de ser 'estrictamente rigurosos' con aquellas conductas que tengan relevancia penal o administrativa sancionable.

'Habrá personas muy razonables dentro de ese colectivo y habrá personas dignas de ser escuchadas e, incluso habrá personas coaccionadas moralmente', indicó. Por ello, el presidente del Congreso instó a no criminalizar al colectivo aunque, eso sí, ni por ese motivo se va a 'excluir ni una brizna de responsabilidad de quien la tenga, sea o no dirigente'.

 En este sentido, Bono afirmó que los 'pulsos' al Estado los deben 'perder siempre' los que los echan, 'ya sean civiles, militares, de derechas o de izquierdas, al tiempo que ha recalcado la 'aplicación escrupulosa' de la legalidad por parte del Gobierno.