Público
Público

C's negocia dar a Laporta grupo propio

El partido españolista se plantea ceder un diputado a los independentistas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

'No nos resignamos a estar en la jaula'. Así de gráficamente expresaba ayer Albert Rivera, presidente de Ciudadanos (C's), cómo afronta su formación la posibilidad de compartir el Grupo Mixto con la independentista Solidaritat Catalana per la Independència (SI) de Joan Laporta. Ninguna de las dos fuerzas ha logrado cinco diputados, por lo cual no pueden tener grupo propio. SI se quedó en cuatro escaños y C's con tres, a pesar de que esta última formación obtuvo 10.000 votos más que el partido que preside Laporta.

La insólita solución que baraja Rivera para evitar compartir grupo con Laporta pasaría por cederle un diputado, que entraría en SI sólo de forma nominal. De este modo, los soberanistas podrían formar un grupo propio y el Grupo Mixto quedaría sólo en manos de la antinacionalista C's.

El reglamento del Parlament ve el Grupo Mixto como contenedor de tránsfugas y de partidos minoritarios, pero no para albergar bajo un mismo techo a dos fuerzas con planteamientos tan distintos.La normativa establece que las decisiones del Grupo Mixto se toman por mayoría, con lo Ciudadanos siempre estaría en minoría frente a Dolidaritat y le dejaría sin capacidad de evitar, por ejemplo, una iniciativa relacionada con el independentismo, pese a su oposición frontal.

Justo ayer se constituyó el pleno del nuevo Parlament, surgido de las elecciones celebradas el pasado 28 de noviembre. La constitución supuso el regreso de un representante de Unió Democràtica de Catalunya a la presidencia de la cámara catalana Núria de Gispert fue escogida gracias a los 62 votos de CiU, además de los seis votos que le prestaron tanto el PSC como el PP y otros tres de Ciutadans.

Los votos de ayer de la formación españolista a favor de Núria de Gispert, de Higini Clotas (PSC) como vicepresidente segundo de la Mesa y de Jordi Cornet (PP) como primer secretario podrían ser un gesto de buena voluntad que podría buscar la complicidad de esos partidos para poder tener un grupo separado del de Laporta.

Desde SI observan con tranquilidad el proceso. A pesar de que niegan oficialmente haber pedido a otras fuerzas el escaño que les falta para tener grupo propio, han maniobrado en este sentido.

Fuentes parlamentarias apuntan que el gran perjudicado por la constitución de un grupo propio de SI sería ERC, lo que podría llevar a CiU o PP a querer perjudicar a la formación de Joan Puigcercós. Otras voces apuntan a que el alicaído partido republicano podría hacer un gesto de generosidad con Laporta como guiño dirigido a los independentistas que han abandonado ERC.