Público
Público

Una cámara grabó al padre llegar solo al parque

La policía espera el resultado del rastreo del teléfono móvil del progenitor

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las cintas de las cámaras de seguridad que rodean el parque Cruz Conde de Córdoba son una de las últimas pistas que manejan los policías que investigan la desaparición de dos hermanos en Córdoba, Ruth y José Bretón, de 6 y 2 años. Según fuentes de la investigación, las imágenes del pasado sábado por la tarde, cuando José Bretón denunció la desaparición de sus dos hijos en el parque Cruz Conde de Córdoba, descubren al padre llegando en solitario y en su coche a las inmediaciones de esta zona verde. Allí, se le ve hablar con un guardia de seguridad y poco más.

Fuentes de la investigación señalaron a este diario que aunque se trate de una nueva pista, de momento, de las imágenes no se puede sacar ninguna conclusión que abra una nueva vía de investigación.

La búsqueda de los niños en el río Guadalquivir fue suspendida ayer

Bretón denunció que fue con sus hijos a jugar al parque Cruz Conde y que allí los perdió de vista, según su propio testimonio. Bretón llamó al teléfono de Emergencias 112 a las 18.20 del sábado para denunciar la desaparición. A las 18.40 hizo lo mismo pero al teléfono de la Policía. Los agentes encargados de la investigación, que está siendo dirigida por el comisario Manuel Piedrabuena, sospechan que estas dos llamadas se realizaron desde la casa de los abuelos paternos de los dos hermanos, localizada en el barrio cordobés de La Viñuela.

Es en esta casa donde se vio por última vez a los dos pequeños. Los investigadores han interrogado a los abuelos, Bartolomé y Antonia, y concluyen que su testimonio sí que es creíble. Los abuelos han declarado que los dos niños durmieron el viernes por la noche en la casa y que el sábado, sobre las 14.00, los recogió su padre, que dijo que se los llevaba a comer a casa de un amigo. Desde entonces y hasta que, a las 18.20, José Bretón denuncia la desaparición, la oscuridad es absoluta. La Policía está tratando de averiguar dónde estuvo Bretón a través de un seguimiento de las llamadas que realizó con su teléfono móvil durante esas cuatro horas.

Precisamente ayer, tras una mañana tranquila en la que se decidió suspender el operativo policial de búsqueda en el río Guadalquivir, la Policía volvió al domicilio de los abuelos. Por la tarde, unos siete agentes de la Policía Científica llegaron a la vivienda donde se refugia José Bretón en compañía de su familia. A las puertas de la vivienda se montó un auténtico circo entre medios de comunicación y curiosos, que increparon la salida de un coche donde pensaban que salía el padre.

La Policía Científica registró ayer el domicilio de los abuelos paternos

Bretón, que sigue siendo denunciante para la Policía y no está detenido, tiene libertad absoluta de movimientos. Ayer, a mediodía, fue visto saliendo del domicilio en compañía de su hermano. A los pocos minutos regresó a la vivienda conduciendo un coche.

La Policía decidió suspender un operativo de búsqueda que no era intenso. El grupo subacuático apenas si estuvo hora y media el martes pasado en las aguas del Guadalquivir. El helicóptero surca el cielo de Córdoba sin parar desde el lunes, pero se limita a recorrer el curso del río. La unidad canina se ha centrado en la finca familiar del paraje de las Quemadillas Altas, que ha sido peinado, literalmente, por los agentes de la Policía Científica sin resultados. Los agentes abandonaron ayer este lugar, que tenían acordonado desde la mañana del lunes.

Ayer fue la primera vez también que una voz oficial habló sobre el caso de los niños desaparecidos. El delegado del Gobierno en Andalucía, Luis García Montero, dijo desde Montequinto (Sevilla) que no se descarta por el momento 'ninguna posibilidad' en cuanto a las líneas de investigación, incluso que los menores 'aparezcan con vida'.

La familia y amigos de la madre de los pequeños, Ruth Ortiz, se aferra a esta hipótesis. Ayer, su portavoz, Esther Chávez, aseguró que la madre 'confía en que sus hijos estén vivos'. 'Pensamos que sí, que están bien y lo único que queremos es encontrarlos', señaló. A última hora, en Huelva, docenas de familiares y amigos se concentraban en la Plaza de las Monjas en solidaridad con la familia, mientras acababa el quinto día sin noticias de Ruth y José.