Público
Público

Los cargos del PSOE desplazan a diputados en las listas electorales

Madina reivindica el trabajo parlamentario "cualificado"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La previsión de un significativo recorte en su representación, unida al ERE de las elecciones municipales y autonómicas, está provocando que el proceso de confección de las listas del PSOE para el 20-N expulse de puestos seguros a cualificados parlamentarios, en beneficio de quienes detentan el poder orgánico o institucional, con los secretarios regionales, secretarios de Organización, ministros y delegados del Gobierno a la cabeza.

Esta situación, típica de escenarios en los que se instala el pronóstico de que el partido en el Gobierno pasará a la oposición, ha disparado algunas alarmas. En el Grupo parlamentario Socialista, cuyo funcionamiento conoce bien Alfredo Pérez Rubalcaba por haber sido su portavoz, se cree que, gane o pierda las elecciones, para afrontar adecuadamente la legislatura será imprescindible disponer de un bloque de '30 o 40' diputados bregados y dispuestos a dejarse la piel.

Gaspar Zarrías, mano derecha de Chaves, encabezará Jaén

En este contexto, el secretario general del Grupo parlamentario Socialista, Eduardo Madina, ha trasladado a la dirección federal sus 'criterios' sobre el 'trabajo cualificado' que precisan algunas áreas. Aunque la defensa de esos parámetros de selección no la ha acompañado de una lista con nombres, en la mente de todos están casos como el de Francisco Fernández Marugán, portavoz presupuestario y figura clave en la negociación para modular los criterios de inclusión en la Constitución del principio de estabilidad presupuestaria; o Pilar Grande, portavoz en Sanidad. El primero se ha visto descolgado de la candidatura de Badajoz y la segunda, en las Palmas de Gran Canaria.

Entre los que han sido portavoces en la última legislatura serán bajas seguras la de Educación, Cándida Martínez, que ha quedado fuera de la lista por Granada; y el de Defensa, Jesús Cuadrado, que se ha visto desplazado por el aterrizaje en Zamora del ministro del Interior, Antonio Camacho.

Hay otros, como el de Medio Ambiente, Fernando Moraleda, que han visto retroceder su posición, en ese caso del número dos al tres, por lo que su elección peligra. El exsecretario de Estado de Comunicación insinuó que, como ha ocurrido en otros casos, si no se le mejora de puesto, podría renunciar. Será, según dijo, su 'decisión personal'. La lista por Ciudad Real la encabezará el expresidente de Castilla-La Mancha José María Barreda y como número dos se perfila Isabel Rodríguez, exportavoz del Gobierno autonómico.

Moraleda, exportavoz del Gobierno, pierde pie en Castilla-La Mancha

En Jaén, el Comité Provincial aprobó por unanimidad que la lista para el Congreso la encabece Gaspar Zarrías, secretario de Estado de Política Territorial, y la del Senado, Felipe López, delegado del Gobierno autonómico en la provincia.

Mientras, el conflicto provocado en Zamora por la designación de Antonio Camacho como cabeza de lista ha obligado a constituir una gestora. Tras la dimisión del secretario provincial, Carlos Hernández, el partido será dirigido provisionalmente por Antonio Plaza, exsecretario general de la ciudad de Zamora.