Público
Público

El caso Gürtel se cobra su primera víctima en Valencia

La Generalitat anuncia el "cese a petición propia" de Pedro García, director general de Canal 9

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Pedro García, hasta este viernes director general de Canal 9, es el primer cargo relacionado con la trama Gürtel que ha dimitido en el País Valenciano. Ha sido 'cesado por petición propia', según el comunicado de la Generalitat, que hizo público el fin del mandato de García. La portavoz del Ejecutivo, Paula Sánchez de León, negó que la dimisión haya tenido nada que ver con la trama y atribuyó la dimisión a 'motivos personales'.

No obstante, varias circunstancias apuntan a que el cese es consecuencia del escándalo, que ha puesto patas arriba la política valenciana en los últimos meses. La dimisión se produce 25 días después del archivo de la investigación que el Tribunal Superior de Justicia valenciano llevó a cabo sobre el caso Gürtel, que mantuvo imputados a Francisco Camps, presidente regional, y otros tres altos cargos.

Pedro García fue uno de los altos cargos valencianos que presuntamente recibió regalos de la trama. El juez Baltasar Garzón destaca en uno de sus autos que el ya ex director general de Canal 9 recibió trajes elaborados en Milano y Forever Young, que fueron pagados 'con cargo a Cuenta B y pagadas por o con autorización de Crespo', uno de los cabecillas del entramado dirigido por Francisco Correa.

Los lazos de García con la trama van más allá de los presuntos regalos para internarse en el terreno personal. Álvaro Pérez, El Bigotes, dirigente valenciano de la trama Gürtel, es uno de sus íntimos amigos. Fue una de las personas que le acompañó en diciembre de 2007 a Marrakech para celebrar su 40 cumpleaños. A principios de febrero, Pedro García dio una nueva muestra de esa buena relación con Pérez, acudiendo al bautizo de la hija de este último en calidad de padrino.

La información sobre la Gürtel en Canal 9 ha sido escasa y sesgada

Pedro García ha complementado esta estrecha relación con miembros de la trama con una extrema parquedad a la hora de informar sobre el escándalo desde el medio que dirigía, la Radio Televisión Valenciana.

Desde que estalló el caso Gürtel, las novedades relacionadas con la causa han ocupado espacios secundarios dentro de los informativos. Han sido emitidas en la sexta, la undécima o incluso la duodécima posición, muy lejos de las portadas que las mismas noticias ocupaban en la mayoría de los medios. La información está, además, manipulada para favorecer al PP, según han denunciado en repetidas ocasiones PSOE, IU y los sindicatos CCOO y UGT.

Bajo el mandato de García, los espectadores de Canal 9 no oyeron jamás la palabra 'imputado' asociada a Francisco Camps. Cuando éste declaró ante el juez instructor del caso Gürtel, los informativos de la cadena mostraron a un presidente valenciano sonriente y relajado que saludaba a centenares de partidarios. No hubo imágenes de los detractores, ni palabras del locutor para enumerar los cargos que pesaban sobre él.