Público
Público

"Ceno un vaso de leche"

Rosa, de 71 años, ha sobrevivido 15 años con 250 euros de media al mes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

'Hace tiempo que me quité las meriendas. De cena, tomo un vaso de leche. Así no gasto y adelgazo. Me viene bien'. Rosa, de 71 años, vive con una pensión no contributiva de 339 euros mensuales, de los que rasca lo que puede para comprar el pienso de sus dos perras, Perla y Laika.

El Ayuntamiento de Madrid le lleva una ración de comida diaria a casa, dentro del programa para personas mayores dependientes. 'Antes venía una persona a asearme una vez por semana, pero me lo quitaron. Y, como era gratis, pues no me atrevía a reclamarles nada', recuerda Rosa. Finalmente, los servicios municipales restablecieron las ayudas de aseo. 'Cuando pueden, mis hijos me dan algo de dinero, pero yo no les pido nada porque ellos también van apurados', asegura.

No suele hablar de su economía, pedo recuerda que, en los últimos 15 años, su paga mensual apenas ha subido de las 30.000 pesetas (180 euros) a los 339 euros actuales.

Los malabares económicos han dejado fuera de su presupuesto también las revistas de cotilleos. Durante décadas, su único capricho fue salir 'a comer fuera' en los cumpleaños de sus tres hijos, 'pero eso se acabó también'.

'Ahora busco más que nunca entre las ofertas del supermercado', señala. Durante media hora, ojea una a una las promociones de los folletos con la asistenta municipal que le hace la compra. Le cuesta andar a causa de las úlceras de su pierna izquierda y los problemas de riego sanguíneo.

A pesar de su salud, sigue ilusionada con encontrar pareja. 'Sola no me voy a morir porque la soledad me deprime. No me gusta. Pero no quiero a nadie como mi ex marido, del que me separé cuando tenía 34 años. Todavía recuerdo las palizas que le daba a uno de mis hijos. Quiero un buen hombre, que sea educado y que no tenga mal vocabulario. Y, si puede tener algo de dinero, mejor'.