Público
Público

Cervera en un e-mail: "El sistema de recogida que me ofrece es inaceptable"

Salen a la luz los correos que el ya ex diputado del PP intercambió con el informante anónimo. Pese a sus recelos, Cervera acudió a recoger el sobre ataviado con "gorro y bufanda"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

A medida que pasan las horas se van conociendo más detalles sobre el extraño caso de un supuesto chantaje protagonizado por el ya ex diputado del PP, Santiago Cervera. Este martes la prensa publica el correo electrónico anónimo que recibió Cervera sobre una información relevante sobre Caja Navarra y la respuesta que éste dio a dicho correo.

Según se desprende de la lectura de los e-mails, Cervera cuestionó el sistema de recogida que se le ofrecía para acceder a una supuesta información relacionada con Caja Navarra  y reclamó a su vez un sistema de entrega de la documentación más directo y discreto.

Según la versión del ex diputado conservador, el 29 de noviembre recibió un correo electrónico en el que una persona anónima (el remitente del mismo era 'anonymous@foto.ro1.torservers.net') le instaba a recoger un sobre en un lugar indicado, una grieta en una muralla de Pamplona que contenía supuestamente información sobre el caso Caja Navarra.

'He trabajado ahí y he conseguido documentos que piden hacer que actúe la justicia. Sé que usted podrá hacerlos considerar por quien corresponda. Le ofrezco la oportunidad de que la recoja en un lugar seguro y la utilice como considere mejor', se indicaba en el correo electrónico anónimo.

Cervera respondió un día después a ese correo electrónico, el 30 de noviembre, censurando el modo de entrega de la información y reclamando un sistema de hacerle llegar la documentación más directo y discreto.

'Ignoro si usted va a recibir esta contestación, pero debo indicarle que no suelo hacer caso a envíos anónimos, y que además el sistema de 'recogida' de la información que me ofrece es inaceptable, porque como usted imaginará no me puedo exponer a acudir a un determinado lugar con compromiso de mi seguridad', le explicaba textualmente.

Asimismo, en el correo electrónico de respuesta, el exdiputado explicaba que no residía en Pamplona ni tenía pensado viajar a la capital navarra 'por esta causa'. 'En todo caso, estoy seguro que usted podrá encontrar maneras de hacerme llegar esa documentación por vía directa e igualmente discreta', concluía Cervera.

Sin embargo, Cervera incumplió sus propias reglas y el pasado domingo acudió al lugar señalado. En declaraciones a la cadena Ser el lunes por la noche, Cervera detalló que pasó dos veces por la zona, la segunda vez cubriédose 'con gorro y bufanda' al percatarse de que había una cámara de seguridad, y, según el exdiputado, actuó de esta forma al pensar que la información podría tener 'relevancia judicial'.

Fue en ese momento en el que fue detenido por la Guardia Civil, que seguía la pista a un presunto chantaje al presidente de Caja Navarra, José Antonio Asiáin. Cervera señaló que lo que le motivó a cambiar de opinión y recoger el sobre fue que el anónimo 'no era amenazante' y que, tras valorar esto, 'elucubró' con la posibilidad de que quisiera utilizarle para hacer llegar una información relevante a la Fiscalía.

Al ser preguntado si tiene alguna relación con un presunto chantaje al presidente de Caja Navarra, Cervera respondió: 'Rotundamente no'. Acto seguido, comentó que su renuncia al acta como diputado —y a la política, apostilló— se ha motivado 'a partir de dos correos electrónicos, una denuncia de José Antonio Asiáin y su enorme imprudencia'.

Cervera repitió que él en el pasado se había 'significado' contra algunas decisiones tomadas por Caja Navarra. 'Lo hice porque es un asunto que me ha interesado desde hace mucho tiempo, tiene mucha relevancia política y me he comprometido personalmente con los problemas de gestión de Caja Navarra'. Según él, ha podido ser víctima de una 'conspiración' o de que 'alguien haya querido divertirse con una forma macabra'.

A Cervera le preguntaron también por si mostró a la Guardia Civil tras su detención el intercambio de correos electrónicos con el anónimo. 'En ese momento no. No sé si lo llegué a mostrar, pero hice mención de la existencia del correo', declaró.

En la entrevista Cervera agradeció de nuevo el trato recibido por el PP tras conocerse que había sido detenido por estos hechos, en especial de parte del portavoz parlamentario, Alfonso Alonso, a quien le comunicó el mediodía de este lunes su renuncia como parlamentario. El exdiputado reconoció que 'ha endosado una enorme incomodidad' a su partido, con un 'perjuicio evidente' por ser unos hechos 'muy llamativos con componentes chuscos'.

Además, aseguró que no sabe si su dimisión fue 'sugerida' por Génova, un aspecto al que le quitó relevancia ya que, insistió, ya tenía la decisión de dimitir como diputado y de 'orientar su vida hacia otros derroteros'.