Público
Público

Chacón es el miembro más valorado del Gobierno

La actividad política despierta "desconfianza" e "irritación", según el CIS 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En las últimas horas de la IX Legislatura, el último barómetro político del Centro de Investigaciones (CIS) vuelve a poner de manifiesto el malestar de los ciudadanos con la política en general y los políticos en particular. Pero no sólo porque suspenden todos los ministros y su valoración empeora unas décimas respecto a los datos del sondeo de julio sino porque los políticos siguen siendo el tercer problema a ojos de los ciudadanos.

De entre los miembros del Gabinete de Zapatero, la mejor valorada, según el CIS, es la titular de Defensa, Carme Chacón, que obtiene una nota de 4,4 puntos, dos décimas menos que en el anterior barómetro. En julio compartió el primer puesto con el exministro del Interior y ahora candidato del PSOE a la presidencia del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba. No obstante, su valoración se ha resentido notablemente en la legislatura. En el sondeo de abril de 2008, Chacón recién nombrada ministra de Defensa obtuvo un 5,73.

Le siguen en el ranking de ministros, la titular de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Rosa Aguilar, con una calificación media de 4,1, y el responsable de Educación, Ángel Gabilondo, con un 4 (el único que mejora, una décima). La clasificación la cierra la ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, que recibe una puntuación de 2,58.

Para conocer cómo valoran los ciudadanos a Zapatero, al líder del PP, Mariano Rajoy, y a otros candidatos a las elecciones generales del 20 de noviembre habrá que esperar. Los barómetros políticos recogen esas valoraciones habitualmente, pero el CIS ha anunciado que se darán a conocer con la encuesta preelectoral que harán pública en unos días.

La legislatura se agota con un dato consolidado: la clase política es percibida como el tercer problema de los ciudadanos, tras ser señalada por un 23,6% de los consultados. Por delante se sitúan el paro (81%) y los problemas de índole económica (51,3%). En sentido contrario, estos cuatro años han sido testigos de cómo el terrorismo iba perdiendo peso entre los problemas ciudadanos.

Según el último barómetro, sólo se refirieron a él un 3,3% de los consultados frente al 31,4% del mes de abril de 2008.

A la negativa percepción de la clase política por los españoles hay que añadir los sentimientos de disgusto que genera. Según los datos del CIS, la política despierta desconfianza como primer sentimiento para un 39,2% de los consultados. Para un 15,7% de los ciudadanos inspira irritación y para un 14,7%, aburrimiento.

Sin embargo, un 8,7% de los españoles considera la política de interés y un 1,9% declara que le provoca entusiasmo.

Preguntados por la confianza que les inspiran las instituciones, los ciudadanos apuntan a las Fuerzas Armadas, a las que conceden una nota media de 5,6, y se presentan como las mejor valoradas. Sin embargo, ha bajado posiciones la monarquía hasta el tercer puesto, que obtuvo un 4,8 frente al 5,3 de noviembre de 2010. Su posición la han ocupado los medios de comunicación, (4,9).