Público
Público

Cifuentes detiene a antifascistas para proteger a los partidarios de Falange

Según un vídeo-reportaje de Jaime Alekos ('Diagonal'), la Delegación del Gobierno en Madrid prohibió y reprimió la contramanifestación convocada como respuesta a la movilización ultra que ayer ocup&

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'España una, grande y libre', 'Arriba España', 'Franco, Franco, Franco'. Esas fueran las proclamas que ayer, 1 de mayo, volvieron a resonar en pleno centro de Madrid. Brazo derecho en alto, un centenar de partidarios de Falange y el sindicato Trabajadores Nacional Sindicalistas (TNS), entre otras organizaciones ultranacionalistas, celebraron así su particular Día del Trabajador. 

Con el beneplácito de la Delegación del Gobierno, portavoces del movimiento profascista leyeron su manifiesto en medio de la plaza de Chueca: 'Esta Constitución nos la metieron con calzador, o mejor dicho, con vaselina, para que se enteren bien los del Día del Orgullo Gay'.  'Nosotros respetamos al máximo la dignidad de todas las personas, es más, la defendemos [...] pero en momentos de necesidad patria hay que ser español antes que persona', sentenciaron. 

Así lo ha recogido, en un vídeo-reportaje, el periodista de Diagonal Jaime Alekos, que asegura que dicha concentración estaba permitida por el departamento que dirige Cristina Cifuentes. Quienes no consiguieron autorización, en cambio, fueron los cientos de antifascistas que, en las calles aledañas a la plaza, rodearon a los falangistas. 

'Fuera fascistas de nuestros barrios', 'Madrid será la tumba del fascismo' o 'No, no, nazis no, nazis no' fueron las proclamas más sonadas de la contramanifestación convocada como respuesta a la anterior

Como era de esperar, los disturbios no tardaron en aparecer. La Policía rodeó la plaza, protegiendo a los falangistas, mientras retiró pancartas de sus contrarios. También encerró a los antifascistas (y a algunos periodistas), obligándoles a identificarse si querían salir de la zona (para multarles, según denuncian algunos de ellos en el vídeo). Al final de la tarde, ambos grupos se 'buscaron' -expresa Alekos- por el centro de la ciudad. La Policía persiguió y cargó contra algunos de ellos y hubo algunas detenciones, aunque se desconoce el número de las mismas.