Público
Público

CiU rectifica y descarta pactar con el PP en Tarragona

La federación se opone así a arrebatar la alcaldía al PSC, lista más votada en la localidad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El vodevil protagonizado por CiU en Tarragona vivió ayer su último capítulo con la negativa definitiva de los convergentes a pactar con el PP. La federación se opone así a arrebatar la alcaldía al PSC, lista más votada en la localidad, tras muchas dudas, cambios de posición y desmentidos en la ciudad.

La alcaldable Victòria Forns, que en la víspera desafió a CiU expresando su disposición a pactar con el PP para gobernar en la localidad, compareció ante los medios para explicar su cambio de parecer, asegurando, pese a los indicios existentes, que la decisión no ha tenido relación con órdenes dictadas desde su partido. El socialista Josep Fèlix Ballesteros podrá gobernar en minoría en una ciudad donde el PSC ya ganó en 2007.

El caso de Tarragona era paradigmático de una política de pactos cambiante por parte de CiU, que apoyó al xenófobo dirigente del PP Xavier Garcia Albiol en Badalona amparándose en su respeto a la lista más votada. En otras localidades, como El Ven-drell (Tarragona), los dirigentes convergentes locales llegaron incluso a plantearse gobernar con el apoyo de la formación ultra Plataforma per Catalunya, una posibilidad ya descartada.

Las negociaciones sobre el mapa municipal han estado marcadas por la necesidad del Govern de la Generalitat, en manos de CiU, de pactar con el PP los Presupuestos.

También está sobre el tablero de la negociación el cambio de manos del Ayuntamiento de Barcelona, donde CiU ganó sin mayoría absoluta y necesita el apoyo de los conservadores.