Público
Público

Cómo cobrar 170.000 al año y perder dinero

Mariano Rajoy ganaría mucho más ocupando su plaza de registrador

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Mariano Rajoy lo ha dicho varias veces y con toda la razón: 'Soy sospechoso de muchas cosas, pero de estar en política por razones económicas me temo que no'. Cualquiera sabe que un registrador de la propiedad gana muchísimo más dinero que un político honrado, y Rajoy es ambas cosas. Pocos políticos pueden decir lo mismo, no por lo de honrado, pero sí por lo de registrador, y sin embargo Mariano Rajoy siempre se ha resistido como gato panza arriba a desvelar cuánto gana realmente al año.

A la derecha suele parecerle de mal gusto hablar de dinero, pero sólo hablar de él, no tenerlo. Hubo que esperar a septiembre, cuando el Congreso reveló los bienes de sus señorías, para conocer que el líder del PP declaró en 2010 unos ingresos netos (el adjetivo es importante: NETOS) de 125.462 euros, a los cuales hay que sumar 45.000 por su escaño, lo que viene a redondear la bonita cifra de 170.462 euracos, una cantidad ridícula para un registrador de la propiedad, pero respetabilísima para la mayoría de los que registran sus propiedades y no digamos para los que no tienen ninguna que registrar.

Rajoy ganaría mucho más dinero ocupando su plaza de registrador

Unos años antes, en 2007, cuando compareció en el programa Tengo una pregunta para usted, el líder del PP respondió con evasivas a una pensionista navarra que quiso saber cuánto ganaba. Violeta Aranguren no obtuvo respuesta, pero su gesto fue como el de los exploradores de antaño que abrían nuevos senderos en territorios vírgenes.

No sería hasta enero de este año cuando el Congreso y el Senado, siguiendo los pasos de la audaz exploradora navarra, plantearon eliminar lo que con gran elegancia llamaron 'zonas de sombra'. Fue así como supimos el patrimonio de Rajoy: cuatro viviendas, una plaza de garaje, una oficina y 596.871 euros. Todo un capitalito, aunque nada hay que objetar a ello.

Según el Congreso, el PP le pagó en 2010 por 'dietas y representación' 98.225 euros (netos, netitos, netos) y el Congreso 45.000, también líquidos. Ahora bien: queda la duda razonable sobre si esos 98.225 de marras son 'un sueldo' como dice Rajoy o si, como sostiene el líder andaluz Javier Arenas en relación a lo que él mismo cobra del partido, son sólo dietas y representación. De ser así, Rajoy se pagaría él mismo sus propios hoteles, comidas, viajes y demás gastos, en vez de hacerlo directamente el partido, en cuyo caso surge otra duda todavía más razonable: esos 98.225 netos que le paga el partido equivalen a cerca de 200.000 brutos, o sea que el PP, en vez de pagar directamente los gastos de su presidente, prefiere darle a este un sobresueldo de casi 200.000 euros, de los cuales Hacienda debe llevarse no menos del 40%.

Si no hay gato encerrado, desde luego lo parece. No ve uno todos los días gente que pudiendo ahorrarse 100.000 euros opte por dárselos a Hacienda. Así pues, ¿no debería la Agencia Tributaria erigir al PP un Monumento al Contribuyente Ejemplar? Aunque sería conveniente preguntarle antes a Violeta. Puede que tuviera un par de cosas que decir al respecto.