Público
Público

Una concejala de Gallardón benefició al monitor de pádel

Patricia Lázaro le adelantaba información sobre proyectos municipales y la empresa Club de Campo Villa de Madrid, donde es consejera, contrató a Ingesport gracias al intermediario Carlos Martín

Publicidad
Media: 3
Votos: 1

Carlos Martín, monitor de pádel del vicepresidente madrileño reconvertido en conseguidor de adjudicaciones públicas, tenía en su nómina de contactos a la concejal de Coordinación Institucional del Ayuntamiento de Madrid, Patricia Lázaro. La firma para la que Martín actuaba como intermediario, Ingesport, consiguió gracias a sus gestiones un contrato de consultoría con la empresa municipal Club de Campo Villa de Madrid, SA. Patricia Lázaro forma parte del consejo de administración de dicha sociedad. El presidente de la compañía es el vicealcalde, Manuel Cobo, y entre sus consejeros figura la edil de Medio Ambiente, Ana Botella.

La consultoría concedida por el Club de Campo a Ingesport tenía una vigencia de un año y el importe del contrato ascendió a 22.000 euros.

Patricia Lázaro informaba además a Martín, con meses de antelación, sobre los planes del Ayuntamiento para sacar a concurso la gestión de polideportivos. Así se deduce de los correos de índole profesional que intercambiaron Carlos Martín y el presidente de Ingesport, Gabriel Sáez, a los que ha tenido acceso Público.

El político más citado en los 49 correos que tiene este diario es el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González. Carlos Martín fue su profesor de pádel y recurrió a González en diversas ocasiones para pedirle ayuda en sus negocios de intermediario. La segunda política más mecionada es Patricia Lázaro, que también dio clases de pádel con Martín, a quien la edil conoció en su juventud.

A cambio del trato de favor concedido a Martín, la concejala de Gallardón entraba gratis total en el lujoso spa Elysium del NH Eurobuilding, que gestionaba Ingesport. “Respecto a las gratuidades en Elysium. No existen. Solo personas contadísimas. Patricia mientras quiera todo free, así lo he comunicado en el Spa”, le explica Sáez a Martín, en un correo que le envió el 21 de noviembre de 2007.

El presidente de Ingesport, Gabriel Sáez, admitió en declaraciones a este diario la existencia del contrato de consultoría con el Club de Campo. Pero le restó importancia: “Era un trabajo sobre la viabilidad de montar un spa en las instalaciones del Club de Campo”. Sáez insistió en que es “el único contrato” que Ingesport ha recibido del Ayuntamiento de Madrid.


Los correos electrónicos de Carlos Martín demuestran la relación de confianza que tenía con Patricia Lázaro. El 28 de mayo de 2007, un día después de las elecciones autonómicas y municipales que dieron el triunfo al PP en la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid, Martín queda con la concejala para “celebrar la victoria y hablar”. En concreto, Martín le cuenta a Sáez lo siguiente: “Ya han pasado las elecciones y me gustaría visitar del 1 al 15 de junio a los ayuntamientos que tenemos controlados. Hoy he quedado con Patricia para celebrar la victoria y hablar. Para el miércoles he quedado con Cristina para que planifique un poco los que ella tiene controlados”. Este diario preguntó a Gabriel Sáez si la Cristina citada en el mensaje es Cristina Cifuentes, diputada autonómica del PP de Madrid, pero el dueño de Ingesport dijo desconocerlo: “Yo no he visto nunca a esa señora”.

Varios meses más tarde, el 13 de noviembre de 2007, Martín le cuenta a Sáez otra conversación reveladora que ha tenido con la edil de Gallardón: “Me preguntó Patricia que si todo va bien y le dije que ya se lo diría, me imagino que lo dirá por Club de Campo y por De la Villa. Por cierto, van a hacer un polideportivo bastante grande en el mercado de la Cebada, que por cierto en esa zona no hay nada municipal, quieres que le llame a Miguel o se lo digo a Patricia para empezar desde un principio con el proyecto?”. Miguel de la Villa es el director general de Deportes del Ayuntamiento de Madrid.

El 25 de febrero de 2008, después de regresar de una visita a Pozuelo de Alarcón (Madrid) para hablar con el alcalde sobre el polideportivo del Valle de las Cañas, Martín le pregunta a Sáez si ha “echado una ojeada a las 2 gestiones de polideportivos que me ha comentado Patricia”.

En las siguientes semanas se producen varias discusiones entre Sáez y Martín. El dueño de Ingesport acusa al conseguidor de no cumplir con su trabajo, una acusación que lleva a Martín a contestarle que tendrían más contratos “si hubieras soltado lo que tenías que soltar”, tal y como informó ayer Público. En ese mismo mensaje, Martín vuelve a hablar de su relación con la concejal de Gallardón: “Yo estoy trabajando para que mis contactos estén para cuando Ingesport los necesite, como pasa con Patricia Lázaro”.

El letrado Vicente García Elías envió ayer un comunicado a Público asegurando que los dos correos publicados el 16 de marzo “están burdamente manipulados”. García Elías, a quien este diario no había identificado, era el letrado de Gabriel Sáez y de Carlos Martín. En los mensajes, se hacen diferentes menciones al vicepresidente Ignacio González. Este diario comprobó la veracidad de los 49 correos recibidos antes de iniciar su publicación.

La concejala de Coordinación Institucional, Patricia Lázaro, admitió en declaraciones a este diario que Ingesport recibió un contrato de la empresa Club de Campo Villa de Madrid, pero defendió la legalidad de la adjudicación. Además, negó la existencia de cualquier trato de favor.

Lázaro sostiene que se contrató a Ingesport “porque era la mejor oferta, tal y como consta en el informe redactado por los técnicos”. Ella es consejera del Club de Campo desde el año 2003.

La concejala de Gallardón también admitió que había estado utilizando un pase gratis total para el spa del NH Eurobuilding, que gestiona precisamente Ingesport. Patricia Lázaro añadió que se había dado de baja hace una semana, después de que Público contactase por primera vez con ella para preguntarle sobre su relación con Carlos Martín.

La edil del PP explicó a este diario que conocía al profesor de pádel desde su juventud y señaló que, desde que entró en el Ayuntamiento de Madrid, sus contactos con Martín han sido “esporádicos”. Lázaro confesó que lo había recibido “una vez” en su despacho para hablar sobre proyectos del Ayuntamiento, pero indicó que es un procedimiento absolutamente normal que se realiza con otras muchas empresas. En su opinión, Martín falta a la verdad en sus correos, al “presumir” de una relación fluida con ella “que en realidad nunca ha existido”.