Público
Público

Cospedal reforma el palacio presidencial

La oposición critica el gasto de 231.960 euros en la obra y la Junta dice que se ahorrará 700.000 euros en alquileres

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La reforma del toledano palacio de Fuensalida para su adecuación como nueva sede de la Presidencia de Castilla-La Mancha desató ayer la polémica en plena oleada de recortes. Presupuestada en 231.960 euros, la obra se adjudicó sin concurso el 31 de agosto, el mismo día que María Dolores de Cospedal anunció como presidenta castellano-manchega un tijeretazo presupuestario del 20% (1.815 millones). El PP defiende la actuación emprendida mientras PSOE y UPyD critican con dureza a Cospedal por minorar gasto social al tiempo que emprende la reforma de un palacio destinado, básicamente, a albergar su despacho y los de sus colaboradores.

En declaraciones a Público, el portavoz del Gobierno regional, Leandro Esteban, justificó las obras del palacio. Y lo hizo con un doble argumento. El primero, que Fuensalida ha sido tradicionalmente la sede de Presidencia y que, sólo de modo coyuntural, esta se trasladó en 2007 cuando comenzaron las obras de rehabilitación del edificio. Lo segundo que aduce Esteban es que la inversión será 'menor que el ahorro en alquileres' con la reubicación de funcionarios, ahorro cifrado por él mismo en 700.000 euros anuales. La obra se adjudicó por procedimiento negociado porque alega Esteban pocas empresas poseen la capacidad de intervenir en espacios históricos. La adjudicataria, Arcion SA Construcciones, ya había prestado servicios en Castilla-La Mancha con el anterior Gobierno.

El Gobierno sostiene que la reubicación de funcionarios reducirá costes

El portavoz del Ejecutivo regional dijo no poseer datos sobre una cuestión clave para conocer la necesidad real de la reforma de Fuensalida en un momento de crisis acuciante y en que recortes e impagos han puesto en pie en Castilla-La Mancha incluso a los farmacéuticos: cuántos empleados trabajarán allí junto con Cospedal. Es decir, cuánto espacio dejarán libre en la anterior sede de Presidencia, localizada en el llamado Colegio de Doncellas, otro palacio adscrito al patrimonio de la Junta de Castilla-La Mancha. Según Esteban, al Colegio de Doncellas se trasladarán cuatro organismos oficiales cuyas plantillas tampoco precisó.

La rehabilitación del palacio de Fuensalida, datado en la primera mitad del siglo XV, finalizó en 2010. Pero el entonces presidente regional, el socialista José María Barreda, optó por mantener sus oficinas en el Colegio de Doncellas para convertir Fuensalida en espacio cultural y escenario de actos oficiales relevantes.

Pero, según el PP, la rehabilitación quedó incompleta. 'Lo que se hace ahora es terminar la obra porque no había separación de espacios', argumenta Esteban, que une a su cargo de portavoz el de consejero de Empleo. Fuensalida, dice, también sufre 'algunos problemas de humedades'.

La adjudicación llegó el mismo día en que Cospedal anunció el tijeretazo

Publicada el martes en el Diario Oficial de Castilla-La Mancha, la descripción de la obra acristalamiento, carpintería metálica, calefacción, etc. plantea una pregunta: si este será el único gasto forzado por la reforma del inmueble. Esteban cree que no habrá más obras, pero ayer evitó una confirmación taxativa.

Los argumentos del PP no convencen a la oposición. Los socialistas reprocharon al Ejecutivo del PP que destine a esta reforma una cifra superior a, por ejemplo, la única que, según sus datos, consigna el anteproyecto de Ley de Emprendedores: 200.000 euros que, en efecto, prevé la ley como bonificaciones para transmisión de negocios familiares. La portavoz socialista en Empleo, Milagros Tolón, definió este gasto como ejemplo del 'desgobierno'. Desde las filas de UPyD, su coordinador regional, Luis Orgaz, cargó contra el 'doble rasero' de la Junta, 'que recorta sin pudor en Educación y gasta con generosidad cuando se trata de adaptar espacios al gusto del nuevo Gobierno'.