Público
Público

La crecida de los ríos deja dos muertos en Ciudad Real

Las intensas lluvias de los últimos días han desbordado gran parte de los embalses españoles, y desbordado ríos como el Pisuerga en Valladolid

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El desprendimiento del puente sobre el río Yeguas, en el término municipal de Fuencaliente (Ciudad Real), debido a las intensas lluvias caídas en los últimos días, ha provocado la precipitación de un vehículo articulado y de un turismo sobre el río a la altura del kilómetro 93 de la N-420 ha causado dos víctimas mortales.

Aunque el alcalde de Fuencaliente, Valentín Muñoz, había explicado que las víctimas eran el conductor y una mujer que viajaba como acompañante en un camión, y un chico joven que conducía un turismo, la Delegación del Gobierno ha señalado que los servicios de rescate han recuperado dos cuerpos sin vida, el del conductor del camión y del conductor del turismo.

El suceso ha tenido lugar a las 5.00 horas, en el límite entre Ciudad Real y Córdoba. Como consecuencia de la rotura del puente, ambos vehículos se han precipitado al hueco provocado por el mismo. Sobre las 12.30 horas, y mediante la utilización de grúas, ha sido recuperado el conductor del turismo, con iniciales M.A.P.R., de 23 años, natural de Villanueva de Córdoba (Córdoba). A las 13.30 horas, con autorización judicial, se ha procedido al levantamiento del cadáver.

Debido a la dificultad con la que se ha trabajado sobre el terreno, sobre las 18.00 horas los equipos de rescate han recuperado el cuerpo del conductor del vehículo articulado, natural de Malagón, han señalado las mismas fuentes.

Las intensas lluvias caídas durante los últimos días y durante buena parte del mes de marzo han hecho incrementar también el caudal del río Pisuerga a su paso por Valladolid hasta los 1.011 metros cúbicos por segundo a las 10.00 horas de este lunes, por lo que ha superado los 935 m3/s establecidos como nivel de alarma por la Confederación Hidrográfica del Duero. Según los datos que ofrece el Sistema Automático de Información Hidrológica (SAIH), el nivel se ha incrementado en unos 100 metros cúbicos en poco más de 12 horas, hasta los 1.011 m3/s de las 10 de la mañana de este lunes. Las aguas han cubierto prácticamente la playa de las Moreras y se encuentran cerca de llegar al paseo peatonal. Cabe recordar que el máximo histórico del río medido a su paso por la capital vallisoletana fue de 2.340 m3/s en marzo de 2001, cuando se produjo la última gran crecida de la vía fluvial, con desbordamiento incluido.

Media docenas de cuencas del Guadalquivir están liberando agua, al encontrarse en niveles máximos de capacidad Por otro lado, la mayoría de los embalses de las cuencas del Guadiana y la 'práctica totalidad' de los de la cuenca del Guadalquivir está liberando agua, al encontrarse en niveles máximos de capacidad y ante la previsión de que pueda seguir lloviendo. Según han explicado fuentes del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA), los últimos datos facilitados por las confederaciones hidrográficas señalan que los embalses de la cuenca del Guadalquivir acumula un total de 7.829 hectómetros cúbicos, es decir que están al 96,6 por ciento de su capacidad de media. Por ello, 'media docena de ellos están soltando agua por exceso de su capacidad', añaden.

Respecto a la reserva hidráulica de los embalses de la Confederación Hidrográfica del Guadiana, el Ministerio apunta que están al 96 por ciento de su capacidad total, con un volumen de 8.002,5 hectómetros cúbicos de agua embalsada. Así, el volumen de agua embalsada en Castilla-La Mancha es de 366,37 hectómetros cúbicos (lo que supone el 94,26 por ciento) y la cifra se eleva en Extremadura a 7.636,21 hectómetros cúbicos, lo que supone que sus embalses están al 97,89 por ciento de su capacidad total. Ante esta situación, en Castilla-La Mancha 'todas las presas' que gestiona la Confederación hidrográfica en la región están desembalsando, mientras que en Extremadura se está aliviando agua en la cuenca del Guadiana de forma controlada.

Actualmente, los embalses de la mitad norte peninsular están al 91,77 por ciento de su capacidad, ya que almacenan 2.779,13 hectómetros cúbicos. Desde el inicio del año hidrológico (1 de octubre de 2012 a 30 de septiembre de 2013), ha llovido una media en la demarcación de 1.002,5 litros por metro cuadrado. Se trata del tercer dato de lluvias más alto de los últimos 14 años.

Por último, hasta el 1 de abril, la cuenca del Ebro dispone de 5.767 hectómetros cúbicos, es decir, que está al 77 por ciento de su capacidad total, según datos de dicha Confederación hidrográfica. Hace justo un año, en esta misma semana, se almacenaban 4.337 hectómetros cúbicos, el 57,8 por ciento del total, es decir más de un 20 por ciento menos. Por el contrario, el mínimo volumen en esta cuenca en los últimos cinco años se dio en 2008, cuando la cuenca del Ebro almacenaba 3.978 hectómetros cúbicos. En este momento, la cuenca supera el promedio del periodo 2008-2012 (5.136 hectómetros cúbicos).