Público
Público

"Cuidado con la cartera, que llega Urdangarin"

Unas 500 personas reciben al duque de Palma entre gritos contra la monarquía y la corrupción.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Unas 500 personas han recibido hoy al duque de Palma, Iñaki Urdangarin, entre gritos contra la corrupción y la monarquía a su llegada al juzgado para prestar declaración por el denominado 'caso Nóos'. 'Cuidado con la cartera, que llega Urdangarin', 'Cristina suelta la pasta' o 'Nóos has robado', han sido algunos de los mensajes de protesta que han podido oírse frente a los Juzgados de Palma sobre las 9 de la mañana, hora a la que ha llegado Urdangarin, que se ha bajado del coche para acceder al edificio tras declarar ente la prensa (ver especial).

Los manifestantes, algunos de los cuales han sido convocados por la organizción independentista Maulets, los Joves d'Esquerra Unida, Unidad Cívica por la República (UCxR) y la asamblea de estudiantes de la UIB, portaban carteles en los que se podía leer 'Monarquía igual a corrupción', al tiempo que otros manifestantes han portado un excremento de cartón gigante sobre un mantel.

Además, se pueden ver varias banderas republicanas y gente con caretas del Rey y la Infanta, así con varios carteles en los que se lee 'Urdangarin que curre en Burger King'; 'La monarquía es una porquería' y 'Tanto privilegio y tanta nobleza, el pueblo en la pobreza'.

'Tanto privilegio y tanta nobleza, el pueblo en la pobreza' Los manifestantes se encuentran junto al Café Ciutat, en la calle Jeroni Antich, después de que haya sido acordonada la calle Parellades y también portan varios carteles en los que se puede leer 'En el país de los ciegos, el tuerto es el Rey'; 'Borbones a los tiburones'; 'No hay dos sin tres, República otra vez' e 'Iñaki, nos vemos en tu nuevo palacete'.

Asimismo, hay un cartel con un fotomontaje de 'El Padrino' y la foto del Rey, Don Juan Carlos, mientras que los manifestantes también corean gritos, como 'A vosotros también os están robando'; 'A una pensión es adonde tenían que haber ido a dormir' y 'Cuidado que hay estudiantes'.

Por otra parte, hay un grupo disfrazado de negro y que se comunican con gestos de mimo, así como varias personas con la cara pintada en apoyo de un menor a quien, según han denunciado, no le pueden proporcionar un urólogo infantil en la sanidad pública balear.