Público
Público

El cumpleaños más infeliz del rey

En su 75º aniversario, el respaldo ciudadano de Juan Carlos de Borbón está en mínimos históricos. Tras el escándalo de Urdangarín, después de que un accidente revelara su afición por cazar el

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Nunca antes desde que es rey Juan Carlos de Borbón había atravesado un año tan complicado como el que acaba de finalizar, y nunca antes había sido puesta en cuestión su figura como en los últimos doce meses. El 2012 comenzaba con uno de sus yernos, Iñaki Urdangarín, sentado en el banquillo de los acusados por un supuesto desvío de fondos públicos a través del Instituto Nóos.

Pero si en algo se ha caracterizado el último año ha sido por el escándalo que protagonizaba el propio rey a los pocos meses de la imputación de su familiar. En abril, un accidente que requería de una intervención quirúrjica urgente desveló que Juan Carlos de Borbón había viajado en secreto a Botsuana para cazar elefantes, una práctica que según demostraron varias imágenes ya había realizado en diferentes ocasiones. 'Lo siento mucho. Me he equivocado y no volverá a ocurrir', tuvo que excusarse ante los medios. 

Esas actividades, y el hecho de que la jefatura del Estado haya sido una de las menos afectadas por los recortes del Gobierno, cuando el tijeretazo ha llegado a todas las esquinas de las clases bajas y medias, no han hecho más que alejar todavía más al monarca de sus súbditos, los ciudadanos. Una reciente encuesta de Sigma-Dos para El Mundo ha revelado que ya son más los españoles partidarios de que abdique en su hijo, el 45%, que los que prefieren que se mantenga en su cargo -40%-.

Además, la imagen de la Corona suspendió por vez primera en la encuesta del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) de octubre de 2011, con una nota del 4,8, y no parece haberse recuperado. Al deterioro de su imagen más política, se le suma un manifiesto agotamiento físico, lo que hizo que tuviera que pasar de nuevo por el quirófano en noviembre para volver a ser operado de la cadera.

La Casa del Rey, en el 75º cumpleaños del monarca, no puede ocultar su preocupación. La mayor evidencia es la campaña que, con la connivencia del Gobierno, ha puesto en marcha la television pública, TVE, con la emisión en los telediarios de diversos capítulos elogiando la figura del sucesor de Francisco Franco, que se apuntó a la democracia y que abrazó la Constitución de 1978, después de haber ensalzado las 'enormes cualidades humanas' del dictador en su mensaje navideño de 1975.

Esa particular ofensiva informativa ha concluido esta noche, en la víspera de que se cumplan los tres cuartos de siglo de vida de Juan Carlos de Borbón, con la emisión de una entrevista al monarca conducida por el periodista Jesús Hermida. Con él ha hablado sobre su reinado, sin preguntas de actualidad.

Su última aparición pública fue en la noche del pasado día 24 de diciembre, en su habitual discurso de Nochebuena. En esa ocasión, el jefe del Estado que nunca se ha sometido a la valoración democrática en unas elecciones, abogaba por recuperar la 'política con mayúsculas' ante el desapego a algunas instituciones. Y hoy, el coordinador federal de IU, Cayo Lara, ha criticado que en 'el creciente desapego' hacia esas instituciones a la que hizo referencia, Juan Carlos de Borbón no incluyera 'de forma destacada' a la monarquía. 'Quien pretenda seguir hablando en tercera persona se equivocará profundamente', ha explicado, informa EP.

Él y el diputado de ERC, Joan Tardà, que ha exigido que se incluya a la monarquía en la Ley de Transparencia, han sido los más críticos con la figura del monarca. El PP, en boca de su vicesecretario de Organización, Carlos Floriano, ha destacado 'el gran servicio prestado a España' por Juan Carlos de Borbón, mientras que el diputado del PSOE, Ramón Jáuregui, ha destacado la 'estabilidad' que el rey ha aportado a España, su 'defensa' del orden democrático y su 'amplia y reconocida figura' en el exterior.