Público
Público

Destituido el jefe de Policía en Euskadi por su imputación en el chivatazo

Enrique Pamiés es uno de los tres imputados en el caso Faisán, que investiga el soplo a una red de extorsión de ETA en mayo de 2006

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El jefe superior de Policía en el País Vasco, Enrique Pamiés, ha sido destituido del cargo junto a la cúpula policial del Cuerpo, según informó hoy el Ministerio del Interior. Pamiés es uno de los tres imputados en el caso Faisán, que investiga el soplo a una red de extorsión de ETA en mayo de 2006 y que el PP utilizó de ariete contra la política antiterrorista del Gobierno socialista cuando estaba en la oposición. 

Enrique Pamiés acumula un historial de éxitos en la lucha contra la banda terrorista durante las dos décadas que ha estado destinado en el País Vasco: Quinientas detenciones, cincuenta comandos desarticulados, decenas de reconocimientos públicos... Su sustituto será el comisario Fernando Amo, sin experiencia directa en la lucha antiterrorista y hasta ahora comisario provincial en Donostia.

Junto a Pamiés siguen imputados en el caso Faisán el entonces director de la Policía, el socialista Víctor García Hidalgo, y un inspector jefe, José María Ballesteros. El pasado noviembre, catorce jueces de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional decidieron por unanimidad revocar el procesamiento de los tres imputados que había dictado el juez instructor, Pablo Ruz. En el auto infringían un varapalo al magistrado con severos reproches sobre su labor y la de los policías que investigaron el chivatazo.

Ruz debe ahora ordenar nuevas diligencias para esclarecer el caso después de que la Audiencia Nacional resolviera que no hay indicios suficientes para juzgar a los imputados.