Público
Público

Detenidos tres hombres por encubrir al homicida del senegalés en Roquetas

Con estos arrestos, llevados a cabo el pasado jueves, la Guardia Civil da por cerrada la investigación 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Guardia Civil ha detenido a tres hombres, cuya identidad no ha trascendido, como presuntos autores de un delito de encubrimiento por ayudar supuestamente a ocultarse a Juan José O.N., el homicida confeso del joven senegalés Ousmane Kote , que murió apuñalado en el barrio de las '200 viviendas' de Roquetas de Mar (Almería) el pasado día 6.

Fuentes de la investigación señalaron a Europa Press que los tres imputados fueron arrestados el pasado jueves por la mañana y que, con sus detenciones, se da por cerrada, en un principio, la investigación abierta tras el apuñalamiento del trabajador senegalés de 28 años , que desencadenó graves disturbios durante 48 horas en la barriada roquetera.

Dentro de la operación, la Benemérita detuvo a Juan José O.N., de 26 años de edad y alias 'El Bollo', como presunto autor material del homicidio y arrestó a otros cuatro varones, menores de edad, que permanecen ingresados en cuatro centros para menores infractores de Andalucía.

Juan José O.N. , al que la Guardia Civil localizó el pasado martes en el interior de un cortijo ubicado en el diseminado de Los Llanos de La Cañada, permaneció 16 días en paradero desconocido, con la ayuda supuestamente de los tres últimos arrestados, que le aprovisionaron de gran cantidad de víveres en previsión de un largo encierro.

La titular del Juzgado de Instrucción número dos de Roquetas de Mar, que instruye las diligencias del caso, dictó el pasado jueves auto de ingreso en prisión incondicional para el autor confeso del homicidio, que era trasladado al centro penitenciario provincial de El Acebuche después de estar 72 horas detenido en la Comandancia de la Guardia Civil de Almería.

Los primeros datos apuntaron a que Juan José O.N. no participó inicialmente en la pelea desencadenada sobre las 23,00 horas en las '200 viviendas' cuando un grupo de personas de origen subsahariano estaba en el lugar de los hechos y una persona les arrojó un cubo de agua desde una ventana por un problema de ruidos.

Fue en la reyerta posterior desencadenada en el portal del edificio y que se trasladó más tarde a la vía pública donde, según los menores detenidos, el presunto homicida propinó una patada en la cabeza al fallecido y le acuchilló a la altura del pecho una vez que ésta se encontraba tendida en el suelo.

Tras los hechos, se desencadenaron graves altercados que se prolongaron durante dos noches y que precisaron el despliegue de hasta un centenar de efectivos de los Grupos Rurales de Seguridad (GRS) en la barriada del municipio, con la detención de diez ciudadanos subsaharianos implicados en la alteración del orden público.