Público
Público

Las empresas castigan al 75% de las madres

Un estudio del CSIC muestra que la discriminación aumenta

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Ser mujer y tener un hijo está reñido con trabajar. Así se desprende del estudio Fecundidad y Trayectoria Laboral de las Mujeres en España, elaborado por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), que revela que el 75% de las mujeres ha tenido problemas laborales por su maternidad. Y, por lo que concluye el informe, el porcentaje va en aumento. En el trabajo, un encargo del Instituto de la Mujer, han participado 9.737 mujeres de entre 15 y 75 años.

Un 3,7% de las entrevistadas dice haber sido discriminada por su maternidad, cuando trabajaba. En las mujeres más jóvenes, de 20 a 34 años, la proporción sube al 9,6%. También es revelador el hecho de que, a más hijos, más problemas. Un 73% de las mujeres de entre 20 y 34 años los ha sufrido al tener el primer hijo; la cifra asciende a 80,3% y a 83,3% con el segundo y el tercer hijo, respectivamente.Dejar de trabajarLa demógrafa del CSIC y directora del estudio, Margarita Delgado, apunta que las más jóvenes 'están más expuestas', porque, a diferencia de las mayores, no dejan de trabajar cuando tienen un hijo. Un 29% de las mujeres que en la actualidad tiene entre 65 y 74 años dejó su puesto al convertirse en madre. En cambio, sólo el 10,1% de las de 20 a 34 años se decantó por esta opción.

'Se ha producido un aumento notable del nivel educativo de las mujeres. Sus expectativas son alcanzar posiciones en su trabajo equiparables a las de los hombres. Pero la sociedad no se ha acomodado a estos cambios y tienen problemas para conciliar', resume Delgado.

El estudio pone cifras a la realidad que se ve en la calle. Un 20,3% de las mujeres de entre 20 y 34 años ha limitado sus oportunidades de promoción en el trabajo por tener un hijo. La cifra desciende hasta el 11,9% entre las mujeres de 65 a 74 años.

'Ellas consideran que el trabajo les afecta más que a sus parejas. Habría que preguntar a ellos qué opinan', apunta Delgado. Según añade la experta, en 1995 se encuestó a los hombres al respecto y estos admitieron que la mujer dedicaba más tiempo a la casa. Se ha avanzado, pero la igualdad aún es lejana. 'España no cubre la oferta pública de guarderías, de permisos de maternidad o de reducción de jornada como los países de su entorno ', concluye Delgado.