Público
Público

ETA cree que Euskadi ha ganado "la batalla de la ilegalización"

La banda se pronuncia por primera vez sobre el 22-My vuelve a exigir al Gobierno una negociación

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La organización terrorista ETA intentó hacerse ayer un hueco en la coyuntura política vasca, marcada por el resultado de Bildu en las elecciones del pasado 22 de mayo, con el envío a Gara de un nuevo comunicado. 'Euskal Herria ha ganado la batalla política e ideológica de la ilegalización', dice la banda en el texto, del que el diario ofreció un avance a media tarde. Esta es, a falta de conocer hoy el contenido íntegro, toda la reacción de ETA al mejor resultado electoral de la izquierda abertzale en su historia.

La banda había evitado referirse con anterioridad a las distintas opciones con las que la izquierda abertzale intentaba regresar a la legalidad primero el partido Sortu y después la coalición Bildu para no perjudicarlas. Pero ayer, los terroristas rompieron su silencio con una valoración genérica que, por otra parte, comparte un amplio espectro de la sociedad vasca, favorable a la presencia de la izquier-da abertzale en las instituciones aún antes de que ETA desaparezca.

Zapatero señala que 'es más de lo mismo, no merece comentario'

El diario Gara optó por no titular su información en la web con la referencia al 22-M,pero ETA ya había servido los argumentos para quienes exigen al Gobierno sacar a Bildu de las instituciones cuanto antes. El portavoz adjunto del Grupo Popular en el Congreso, Alfonso Alonso, pidió pasar ya 'a la acción' porque, según declaró a Europa Press, el comunicado demuestra que la coalición es 'la estrategia y el proyecto de ETA'.

El adelanto del periódico abertzale prometía asimismo una valoración de la banda acerca de las 'muchas cosas que han sucedido en estos últimos años, especialmente desde el inicio del profundo debate desarrollado por la izquierda abertzale'. Nada nuevo, por otra parte, ya que los terroristas utilizaron la recuperación del Zutabe, el boletín interno que llevaban casi cuatro años sin editar, para posicionarse respecto a los pasos dados por su anterior brazo político. En el Zutabe 113, la dirección de ETA negaba que se hubiera sumado 'de mala gana' a la nueva estrategia de la izquierda abertzale, que descarta el uso de la violencia, al tiempo que rechazaba estar en una situación de 'debilidad' y descartaba una solución 'policial'. Ayer se desconocía si, en el análisis que anunciaba Gara, ETA aludirá a la declaración de Arnaldo Otegi en la Audiencia Nacional, asegurando que su estrategia es 'diametralmente opuesta' a la que ha seguido tradicionalmente la organización terrorista.

El PP ve en el comunicado la prueba definitiva para ilegalizar Bildu

El resto del avance del comunicado se puede resumir en el habitual planteamiento, nudo y desenlace de los últimos pronunciamientos de la banda. Esto es, los gobiernos español y francés siguen 'una estrategia represiva y de bloqueo'; a pesar de ello, la banda está 'plenamente convencida' de que se ha abierto una nueva oportunidad para la paz y la libertad; y no hay solución que no pase por 'el diálogo y la negociación'.

Por esta insistencia en la negociación como condición para poner fin a su trayectoria criminal, los expertos anti-terroristas consultados descartaban ayer que la banda vaya a confirmar otra de las afirmaciones de Otegi en el juicio por Bateragune, aquella por la que el líder de la izquierda abertzale decía creer que ETA ya ha asumido el final de la violencia.

La previsión de las Fuerzas de Seguridad sobre el comunicado de ETA se ha cumplido casi con exactitud. Los exper-tos esperaban un texto saludando los resultados electorales de la izquierda abertzale sin entrar a valorar que la legalización es fruto del rechazo a la violencia, como publicó esteperiódico el mes pasado. La actuación previsible de la banda no hace sino ratificar en su análisis a aquellos que ven en los últimos comunicados de ETA un intento por influir en un escenario político que se les presenta cada vez más ajeno. De hecho, el 30 de julio se cumplirán dos años de la última vez que ETA utilizó en España su principal instru-mento de presión, el asesinato, con la muerte de dos guardias civiles en Mallorca. A pesar de que la banda ha vendido su tregua anunciada en septiembre de 2010, pero que inició en marzo de ese año como una aportación al 'proceso democrático' de la izquierda abertzale, fueron los golpes policiales que desbarataron una ofensiva terrorista en ciernes los que obligaron a los jefes de ETA en ese momento a replantearse su estrategia.

ETA hace coincidir su publicación con el relevo en la cartera de Interior

El comunicado llega a las pocas horas de que la cartera de Interior cambiara de manos. El nuevo ministro, Antonio Camacho, prometió continuidad en la lucha antiterrorista. 'Vamos a seguir hasta que terminemos la tarea, porque ahora estamos viendo el final de esa tarea', aseguróen sus primeras palabras como titular del departamento. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se refirió brevemente al comunicado de ETA. 'Es más de lo mismo, no merece comentario', dijo desde el Congreso de los Diputados. Por la mañana, durante el relevo en la portavocía del Gobierno, Zapatero había dicho que no esperaba ningún pronunciamiento de la banda terrorista y añadió: 'Con comunicado o sin comunicado la política antiterrorista seguirá dando frutos positivos'.

A falta de conocer el contenido íntegro del comunicado, fuentes próximas a la izquierda abertzale se felicitaron ayer de que ETA insista en el mismo camino que se marcó con el comunicado de enero, en el que convirtió su tregua en permanente y verificable.