Público
Público

ETA cree que Rajoy actuará con "responsabilidad" si gobierna

La banda certifica que no volverá a matar, cede la negociación a Batasuna y evita un gesto hacia las víctimas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

A lo largo de 12 páginas de entrevista en el diario Gara, ETA hizo hoy un esfuerzo por explicar los motivos que le han llevado a dejar de matar y al tiempo justificar medio siglo de violencia. La organización terrorista establece las prioridades del nuevo escenario, lanza guiños y ajusta cuentas, pero la principal novedad en las palabras de sus dos portavoces, aún encapuchados, radica en que si alguien se atreve a contradecirlas ya no corre el riesgo de ser asesinado. 'Euskadi Ta Askatasuna nunca será una amenaza para el proceso de resolución política', afirman.

Hasta la decisión adoptada el pasado verano, ETA siguió como hoja de ruta el documento Proceso Democrático. La dirección afirmaba en él que el PP ofrecía 'más garantías' que el PSOE a la hora de negociar. En la entrevista de hoy, los dos supuestos jefes de ETA restan importancia a qué partido gane las elecciones, pero añaden: 'En comparación con la posición del PP, no se puede decir que el Gobierno del PSOE haya mostrado una especial voluntad para acometer la solución democrática del conflicto'.

En otro momento, los terroristas son preguntados por la 'prudencia' mostrada por Mariano Rajoy al reaccionar al comunicado del 20 de octubre. 'Esa reacción rompe con el discurso negativo, agresivo y sin sentido de hasta ahora. Ante esta coyuntura histórica, quien tiene muchas posibilidades de ser presidente de España debe actuar con responsabilidad, y es de suponer que Rajoy lo ha entendido así'. ETA aclara igualmente que su decisión de actuar sólo por vías políticas llega sin un acuerdo previo con el Gobierno, aunque este haya sido informado de sus planes en los últimos meses. 'Conocimiento mutuo', lo califica la banda, del que, añade, el PP estaba al corriente.

En su comunicado, ETA pedía una negociación sobre las 'consecuencias del conflicto' y en la entrevista profundiza en ello. Según la banda, los temas que deben ponerse encima de la mesa son 'vuelta a casa de los presos y exiliados, inutilización de las armas de ETA y desmilitarización de Euskal Herria'. De las tres cuestiones es la salida de la Policía, la Guardia Civil y el Ejército la que no se intuía en el comunicado. Fuentes de la lucha antiterrorista destacan, por otra parte, que la banda utilice el término 'inutilización' del arsenal y no 'entrega' para evitar que se convierta en una escenificación de su derrota.

Pero de los tres, el tema central son los presos. '¿Alguien puede imaginarse la paz con las cárceles de España y Francia llenas de presos políticos vascos?', se preguntan los encapuchados. Lejos de exigencias maximalistas de otro tiempo, ETA dice que 'es importante' cómo se gestione su salida y que, en todo caso, es una cuestión para la mesa de diálogo. Sobre los huidos establece distinciones y, sin precisar, dice que algunos deberían estar en Euskadi 'pronto', en supuesta alusión a los que no tienen causas pendientes.

Durante toda la entrevista, ETA recupera el viejo esquema de negociación política entre partidos vascos sobre el derecho a decidir antes de una confrontación política con el Estado, pero garantiza que ella no participará en esta mesa, cediendo toda la iniciativa a la izquierda abertzale.

En círculos políticos vascos se esperaba un gesto de ETA hacia las víctimas causadas y por esta cuestión son preguntados los portavoces de la banda. 'La principal víctima del conflicto es Euskal Herria', afirman durante una extensa respuesta en la que se remontan hasta el bombardeo de Gernika. Los terroristas sólo dedican una línea a las 829 personas que han asesinado, los miles de heridos y otros secuestrados, amenazados o desplazados: 'La confrontación armada de las últimas décadas ha causado mucho sufrimiento, sin duda. También las acciones de ETA. No somos insensibles'.

También salen a relucir los desencuentros con la izquierda abertzale en los últimos años, que reconoce han dejado 'heridas y dudas'. ETA niega que sea el debate impulsado por Arnaldo Otegi y sus aliados el que ha llevado a la situación actual y afirma: 'No nos encontramos en el segundo o tercer año de la apuesta política, sino en el 52º'. Sin reconocer en ningún momento que ha sido derrotada, la banda reconoce el 'agotamiento' en la lucha armada y el 'bloqueo' que la acción del Estado provocó en la izquierda abertzale, previo al cambio en su estrategia. En su relato, ETA llega a culpar al PNV de obligarla a seguir matando al haber renunciado a un frente independentista hace 34 años.