Público
Público

La Fiscalía pide 18 meses para el sargento acusado de acoso sexual

El juicio se celebrará el próximo día 23, y se prevé que dure varios días por el elevado número de peritos y testigos que tienen que comparecer

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Fiscalía Militar solicita una pena de 18 meses de prisión para un sargento de la Guardia Civil acusado de un delito de abuso de autoridad en su modalidad de acoso sexual, mientras que la acusación particular eleva la petición a cinco años.

Por su parte, la Abogacía del Estado y la defensa solicitan la libre absolución del acusado.

Fuentes del Instituto Armado han informando de que el juicio se celebrará el próximo día 23 de noviembre en el Tribunal Militar Territorial de A Coruña, y se prevé que la vista dure varios días por el elevado número de peritos y testigos que están citados a declarar.

Entre los testigos se encuentran la práctica totalidad de los componentes del Puesto de León, donde supuestamente ocurrieron los hechos en los años 2004 y 2005, varios mandos del acusado y el anterior jefe de esa Comandancia, actual coronel jefe de la Zona de la Guardia Civil en Asturias.

Dicha vista procede de la denuncia presentada por una agente ante la supuesta situación de acoso sufrida en su destino -una Unidad de Seguridad Ciudadana de la provincia de León- por parte del sargento E.V.E., quien era su mando inmediato.

A consecuencia de la situación sufrida, la agente fue dada de baja por los servicios médicos de la Guardia Civil, situación que se prolonga hasta la actualidad.

Igualmente fue sancionada por el entonces jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de León por 'negligencia en el cumplimiento de sus obligaciones' al no haber notificado al sargento su intención de denunciarle.

Dicha sanción fue posteriormente revocada por el Tribunal Militar Territorial Cuarto (A Coruña) al entender que habían sido vulnerados los derechos fundamentales de la agente denunciante.

En contraposición, el sargento denunciado no fue objeto de sanción disciplinaria alguna y fue reintegrado al mismo Puesto que ocupaba, destino en el que permanece en la actualidad.