Público
Público

El Gobierno anula el proceso para crear el nuevo municipio de Itsaso en Gipuzkoa

El Gobierno central ha anulado el proceso para que Itsaso se convierta en el municipio número 89 de Gipuzkoa al entender que no cumple el requisito de contar con una población de al menos 5.000 habitantes.

Publicidad
Media: 1
Votos: 1
Comentarios:

El Gobierno anula el proceso para crear el nuevo municipio de Itsaso en Gipuzkoa. /GOOGLEMAPS

El Gobierno central ha anulado el proceso para que Itsaso se convierta en el municipio número 89 de Gipuzkoa al entender que no cumple el requisito de contar con una población de al menos 5.000 habitantes. La Diputación de Gipuzkoa ha confirmado la decisión del Ejecutivo que anula así el proceso para que este enclave guipuzcoano, que cuenta con unos 150 vecinos, se separe de Ezkio y pase a ser el municipio número 89 de Gipuzkoa.

La Diputación Foral aprobó en el consejo de gobierno del pasado 22 de diciembre el decreto de separación de Itsaso tras un proceso que la propia institución guipuzcoana calificó de "ejemplar". El portavoz foral, Imanol Lasa, dijo entonces que así se "reparaba" la decisión "antidemocrática" de fusionar estos dos pueblos impuesta en 1962 en pleno franquismo.

Lasa también recalcó que de esta manera se materializaba la voluntad expresada por los habitantes de Itsaso en la consulta celebrada el 18 de septiembre de 2016 en la que votaron 119 vecinos, de los cuales el 88% expresó su voluntad de volver a ser municipio. Sin embargo, el Ministerio de Presidencia y Administraciones Territoriales ha anulado la solicitud cursada en el registro de entidades locales al señalar que Itsaso no cumple el requisito de tener al menos una población de 5.000 personas.

La institución foral ha defendido durante este proceso que la ley estatal exige para la creación de nuevos municipios al menos 5.000 habitantes, pero ha reiterado en distintas ocasiones que la competencia en esta materia corresponde a la Diputación. En este sentido, defiende que la separación de Itsaso se basa en la Norma Foral 2/2003, cuya disposición transitoria segunda exime del requisito de población mínima para los municipios obligados a unirse en el franquismo. EFE