Público
Público

El Gobierno de Camps permitió el desvío de ayuda al exterior a la compra de pisos

Una subvención que debía destinarse a construir un pozo y poner en marcha varios huertos en Nicaragua acabó convertida en dos pisos y dos plazas de garaje

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Una subvención que debía destinarse a construir un pozo y poner en marcha varios huertos en Nicaragua acabó convertida en dos pisos y dos plazas de garaje en una avenida de Valencia. Y esto, según denunció ayer la diputada autonómica del PSOE, Clara Tirado, con el conocimiento y la complicidad de la institución emisora de la subvención, la Conselleria de Solidaritat i Ciutadania del País Valencià.

Tirado respaldó su denuncia en documentación extraída del Registro Mercantil. En ella, se puede comprobar cómo la Fundación Cyes, beneficiaria de la ayuda pública, gastó 861.350 euros en el año 2008 en comprar inmuebles. Ese mismo ejercicio, recibió 942.314 euros de la conselleria en concepto de subvención. Dado que la Fundación no tuvo más ingresos significativos, concluyó Tirado, los pisos fueron pagados con el dinero público.

La diputada enarboló los documentos para culpar al conseller, Rafael Blasco, de haber mentido cuando, el pasado otoño, negó las irregularidades. Ayer, la conselleria afirmó que la fundación no presentó factura alguna que les permitiera llegar a la conclusión de que el dinero había sido desviado. Además, afirmaron que el pozo y los huertos prometidos en Nicaragua están hechos. Desde el PSOE apuntan que en el proyecto se invirtieron finalmente menos de 70.000 euros.

Tirado acusó a Blasco y a Francisco Camps, presidente regional, de ser 'cómplices y colaboradores de una trama orquestada para desviar fondos de cooperación y convertirlos en inmuebles en Valencia'. La diputada recordó que la fiscalía está ya investigando el presunto delito.