Publicado: 05.04.2015 23:12 |Actualizado: 06.04.2015 12:19

Un hombre halla un zulo de "delicuencia común" con armas y explosivos en el noroeste de Madrid

Las armas han sido encontradas en una zona boscosa entre Pozuelo de Alarcón y Majadahonda. Ya ha sido descartada su vinculación con el yihadismo.

Publicidad
Media: 4
Votos: 2
Comentarios:
Materiales encontrados en un zulo en la Comunidad de Madrid./ Europa Press

Materiales encontrados en un zulo en la Comunidad de Madrid./ Europa Press

MADRID.- La Policía Nacional y la Guardia Civil tratan de averiguar la procedencia de varias armas de fuego, granadas, explosivos, y algún dispositivo electrónico encontrados esta mañana en una zona boscosa situada al noroeste de Madrid, si bien ya se descartada su vinculación con el yihadismo.

Según han informado fuentes de la Jefatura Superior de Policía y de la Guardia Civil, el paquete que contenía el armamento se encontraba en las proximidades de la Finca de El Pilar, en una zona boscosa situada entre los municipios madrileños de Pozuelo de Alarcón y Majadahonda, próximos a la capital.

El zulo fue localizado la mañana del pasado domingo por un vecino que iba con un detector de metales por una zona boscosa ubicada en la Finca de El Pilar, situada entre los dos municipios. Ha dado aviso del hallazgo a la Guardia Civil de Majadahonda que, junto con agentes de la Policía Nacional, han acudido a la zona y han encontrado en el interior un AK-49 con 57 balas, una granada de mano y dos rotativos policiales de vehículo precintado. También un AK42 con dos cargadores, 8 silenciadores, un cargador de 9 milímetros, otra granada de mano y munición variada.



Al parecer, en principio todo apunta a que podría tratarse de armamento y material procedente de "delincuencia común" y tanto la Policía como la Guardia Civil, que llevan a cabo una investigación conjunta de este hallazgo, han descartado que exista vinculación alguna con el yihadismo.

El grupo de la Guardia Civil especializado en explosivos (GEDEX) se ha hecho cargo de las armas y del resto del material para analizarlo y desactivar la carga, así como para poder averiguar la procedencia del paquete. Según han informado fuentes de la Guardia Civil, estas labores se están llevando a cabo en el laboratorio de criminalística del GEDEX.