Público
Público

El 'Houdini' del robo

Los Mossos detienen a dos hombres que hurtaban en el autocar de la ruta de Girona-Barcelona. Uno de ellos se escondía en una maleta y abría los bultos en la bodega

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

En la ruta del bus que salía del aeropuerto de Girona-Costa Brava para dirigirse a la estación Norte de Barcelona, los Mossos d'Esquadra encontraron un equipaje especial en la bodega. Se trataba de una maleta de viaje de 90 x 50 centímetros que contenía en su interior un hombre de 1,78 metros de altura. La policía, gracias a la colaboración ciudadana, detuvo el 3 de junio a este individuo y a su compinche que robaban a los viajeros de la ruta a través de un original sistema.

Los dos presuntos autores de un delito de hurto, Krzysztof Grzegorz M, de 29 años, y Jouoastaw K, de 31, compraban un solo billete de autobús, entraban en el baño y uno de ellos se introducía en el bulto doblándose como un contorsionista. A continuación, el que había comprado el billete arrastraba la maleta hasta el autocar y la introducía en el maletero junto al equipaje del resto de viajeros.

Una vez iniciado el viaje, de unos 90 minutos de duración, el 'contorsionista', equipado con una linterna frontal encendida para poder emplear las dos manos y una mochila pequeña, salía de la maleta, abría todas las valijas y buscaba objetos de valor, que escondía en el macuto que llevaba encima. Cuando se sentía satisfecho con su botín, regresaba dentro de la maleta hasta que su compañero la sacaba al llegar a destino.

Los Mossos del aeropuerto Girona-Costa Brava recibieron una denuncia de hurto el pasado 12 de mayo por la sustracción de un portátil y un GPS en los autocares que se trasladaban a Barcelona y durante varias semanas se repitieron las denuncias. El pasado día 3 la policía, avisada por un ciudadano que alertaba de que un ocupante del vehículo había dejado una maleta sospechosa en la bodega, se dirigió a inspeccionar el bulto denunciado y al abrirlo encontraron en su interior a un hombre doblado. En la mano portaba un móvil y llevaba una mochila pequeña, una linterna frontal y un objeto punzante para abrir las cremalleras o candados.

Los detenidos han pasado a disposición del Juzgado de Instrucción de guardia de Santa Coloma de Farners. Entretanto, los Mossos del aeropuerto y los de la Unidad de Investigación de Santa Coloma de Farners siguen recopilando datos para ubica a otros posibles afectados por estos robos.