Público
Público

Los indignados se lanzan al rescate de los desahuciados

El 15-M se une a otras plataformas y asociaciones paraluchar por que se pueda saldar la hipoteca entregando el piso. Juntos han paralizado ocho desalojos en una semana

Publicidad
Media: 3
Votos: 1
Comentarios:

'Nuevo récord: paralizamos cuatro desahucios en un sólo día; ocho en lo que va de semana'. Con esta frase comunicaba ayer la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) las victorias que han alcanzado en los últimos días en su lucha contra los bancos. Ocho familias de Barcelona ciudad, Rubí, Granollers, Sabadell, L'Hospitalet en Catalunya, de Parla (Madrid) y del distrito madrileño de Tetúan, además de Palma, consiguieron permanecer en sus casas, a pesar de que los juzgados correspondientes ya habían emitido la orden de 'lanzamiento'. Ayer, además, volvieron a paralizar el desalojo de una familia valenciana.

Aunque la PAH nació en Catalunya en 2009, justo cuando los hipotecados comenzaron a sufrir los efectos de la crisis económica, en los últimos días ha conseguido la repercusión mediática que buscaban. Y es que esta vez no estaban solos. A las últimas manifestaciones convocadas por la plataforma dentro de la campaña Stop desahucios se han unido centenares de indignados, numerosas asociaciones de vecinos y las plataformas Democracia Real Ya (DRY) y Juventud Sin Futuro.

Afectados por la Hipoteca: 'Cada vez somos más y mejor organizados'

'Cada vez somos más y mejor organizados', explica la PAH en su web. 'A raíz del Movimiento 15-M hemos conseguido más atención. Por fin se está dando a conocer un problema que afecta a miles de familias en toda España', destacó Lucía Delgado, portavoz de la plataforma. De hecho, sólo en el primer trimestre del año, los juzgados españoles han emitido 15.491 órdenes de desahucio y más de 20.000 ejecuciones hipotecarias (proceso inicial que termina con la subasta de la vivienda).

Los indignados, por su parte, están cumpliendo con la advertencia que lanzaron cuando decidieron levantar los campamentos de las plazas. 'La acampada se va, el movimiento continúa', anunciaron entonces. Ahora, además de convocar manifestaciones como las que tendrán lugar mañana para protestar en contra del Pacto del Euro, han hecho suya la misión de ayudar a las familias desfavorecidas que no pueden hacer frente a su hipoteca.

'El grupo de trabajo de Política a Largo Plazo ya lleva tiempo planteando esta cuestión', explicó Marta, una de las portavoces de la Acampada Sol. 'Además, varios miembros de la PAH Madrid han participado en la acampada', añadió.

Entre 2008 y 2010 más de 100.000 personas recibieron orden de desahucio

La idea surgió durante el fin de semana de la interacampada, a principios de junio, cuando el portavoz murciano del 15-M explicó al resto de ciudades las actividades que la PAH de su comunidad, una de las más activas, estaba llevando a cabo. Allí habían conseguido paralizar varios desahucios y la información fue recibida con aplausos. Desde entonces, a pesar de que la decisión no ha sido llevada a la asamblea general, los indignados aprobaron, de forma tácita, apoyar estas acciones.

Ahora su intención es llevar el debate y la organización de las movilizaciones a las asambleas de barrio. 'Queremos que la gente forme un tejido social, que hablen con sus vecinos y que se organicen para apoyarse unos a otros', subrayó Marta. 'Además, a este tipo de concentraciones no es necesario que acudan centenares de personas. Estos días se ha demostrado que con 50 se consigue frenar un desalojo', añadió la portavoz.

Sólo la izquierda minoritaria respalda la regulación de la dación en pago

Pero la misión de la PAH no sólo es ganar tiempo en los desahucios. 'Gracias a las acampadas y a las asociaciones vecinales estamos consiguiendo crear una red estatal para poner freno a los desalojos y visibilizar el problema, pero nosotros seguimos trabajando en nuestras propuestas', detalló Domínguez, portavoz de la organización.

Conseguir la regulación de la dación en pago (permitir saldar la deuda de la hipoteca con la entrega de la vivienda) o presionar a la Administración para que al menos ofrezca el realojo de los afectados en un inmueble digno son parte de sus objetivos.

Muchos de ellos coinciden, además, con las premisas de Democracia Real Ya, que también apoya las actuaciones de la PAH. 'DRY nació como plataforma pro movilización ciudadana y apoyaremos todas las acciones que tengan relación con nuestras propuestas. Y nosotros defendemos la dación en pago a capa y espada', resumió Iván Olmedo, uno de los portavoces de DRY.

Juventud Sin Futuro, cuyo lema es 'Sin casa, sin curro, sin pensión, sin miedo', también se ha comprometido a acudir a las concentraciones, exigiendo además un régimen de alquiler social universal. 'Entendemos que la dación en pago arreglaría parte del problema de acceso a una vivienda digna, pero creemos que será una medida insuficiente si siguen existiendo hipotecas a 40 años', detalló su portavoz, Pablo Padilla.

Los grupos parlamentarios del PP y PSOE impidieron esta semana que el Congreso aprobara una proposición de ley presentada por el BNG, en la que se solicitaba la reforma de la Ley Hipotecaria con el fin de instaurar la dación en pago. Sólo la izquierda minoritaria compuesta por los nacionalistas gallegos, IU, Iniciativa per Catalunya Verds y ERC respaldó la iniciativa. Por eso una de las próximas acciones de la PAH será recoger 500.000 firmas para mandar a la Cámara Baja una Iniciativa Legislativa Popular apoyando la reforma que legisle dicha medida.

Entre 2008 y 2010, 245.627 familias se han visto afectadas por la ejecución de la hipoteca. 108.475 recibieron también la orden de desahucio. 'Hay millones de personas en riesgo de exclusión social: sin casa, pero con una deuda de la que nunca se van a poder recuperar', resumió Delgado, de la PAH. 'No es una situación frente a la que se pueda cerrar los ojos', concluyó.