Público
Público

Los ingresos netos de Rajoy triplican los de Rubalcaba

El líder del PP declara ingresos líquidos de 125.462, a los que suma 45.000 por su escaño, y tiene un capital de 597.442 euros // El candidato socialista ganó 60.971 y su patrimonio, cercano al millón, procede en un

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La publicación de las declaraciones de bienes y rentas de diputados y senadores ofreció ayer un boceto de la situación económica de los principales dirigentes políticos tras décadas de resistencia numantina. Aun siendo parciales -no se reflejan los ingresos brutos, sino los netos y no aparece el sueldo de parlamentario-, los datos constatan que las entradas tras impuestos de Mariano Rajoy triplicaron en 2010 las del exvicepresidente y actual candidato socialista a la Presidencia, Alfredo Pérez Rubalcaba.

En números redondos, eso se traduce en 170.000 euros para Rajoy, frente a los 61.000 que cobró Rubalcaba. El presidente del Gobierno gana sólo 67.428 euros, posee una parcela de 674 metros para vivienda en construcción, tiene 34.925 euros en el banco, otros 120.000 por la venta aplazada de un inmueble y, como casi todos los parlamentarios, planes de pensiones que, en su caso, suman 3.462 euros. Y no tiene acreedores.

Ni Rajoy ni Rubalcaba pagan hipoteca. No deben ni un euro al bancoEl patrimonio de Rajoy y Rubalcaba es mucho mayor. El líder del PP, siempre reacio a desvelar cuánto gana, suma cuatro viviendas, una plaza de garaje y una oficina, así como capital por 596.871 euros; Rubalcaba, un piso con garaje cuyo valor catastral ofrece -225.836 euros- y 984.283 euros, de los que el 60% (614.631 euros) proviene de la herencia paterna. Ninguno paga hipoteca. Y ninguno debe un solo euro al banco.

Rajoy declara 125.462 euros netos en 2010, cifra que no tiene en cuenta los otros 45.000 que, aproximadamente, recibió como diputado. O sea, más de 12.000 euros al mes, mucho más de lo calculado con vaguedad por él mismo cuando hace un año encajó una pregunta sobre el asunto. 'Pues yo -dijo- debo de ganar 6.000 y bastantes más euros netos al mes, más los 3.000 de mi asignación como diputado'.

Rubalcaba percibió 60.971 euros, de los que el grueso -55.374,27 euros- proceden del sueldo que le correspondía como vicepresidente y ministro. Los miembros del Gobierno están sujetos a incompatibilidad absoluta. El equipo de Rubalcaba precisó ayer que, mientras estuvo en el Gobierno, no cobró el sueldo de diputado.

Bono suma acciones por 1,7 millones. Y el patrimonio de Fraga roza el millónEl formulario de declaración no obliga a precisar cuáles son las acciones poseídas por los parlamentarios. Es imposible, por tanto, saber qué títulos generaron para Rajoy 7.799 euros en dividendos ni a qué compañías pertenecen aquellos que declara por valor de 143.181 euros. En el caso de Rubalcaba, ocurre lo mismo respecto a 86 acciones cotizadas que suman 1.154 euros.

Junto con Rajoy, se sitúan en la parte alta de la tabla de ingresos y patrimonio otros dos dirigentes del PP -Manuel Fraga y Javier Arenas- y el presidente del Congreso, José Bono, del PSOE. El líder del PP andaluz sólo computa ingresos netos por 56.740 euros, pero, en realidad, sus remuneraciones íntegras ascendieron el año pasado a 178.179 euros, de los que 35.500 estaban libres de impuestos por tratarse de dietas del Senado y el Parlamento andaluz.

Pero es José Bono quien se lleva la palma. Con 192.000 euros brutos al año como presidente del Congreso, percibió en 2010 otros 35.360 euros, correspondientes sobre todo a derechos de autor. El también expresidente de Castilla-La Mancha declara tres viviendas, una de ellas construida sobre una parcela de 1.800 metros. Pero, a tenor de su declaración, su patrimonio fundamental se sustenta en cuentas, acciones y otros valores por 1,7 millones. Debe al banco sólo 228.254 euros.

Con 84.247 euros de ingresos declarados a los que hay que añadir los 65.000 del Senado, Fraga declara una casa, acciones y participaciones en fondos de inversión por 722.682 euros, así como 127.818 euros en una cuenta. El fundador del PP no tiene deudas.