Público
Público

La Internacional despide a Marcelino Camacho en la Puerta de Alcalá

Centenares de personas, entre familiares, amigos y simpatizantes, arropan los restos mortales del histórico sindicalista

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Centenares de personas han rendido homenaje en la madrileña Puerta de Alcalá al desaparecido Marcelino Camacho, Fallecido en la madrugada de ayer a los 92 años.

Despedido con el himno de la Internacional y coreado a ritmo de 'Marcelino vive, la lucha sigue', los restos mortales del histórico sindicalista y fundador de CCOO han estado por última vez en el mismo lugar que fue escenario de muchos de sus mítines en los actos conmemorativos del Primer de Mayo y otras reivindicaciones sociales.

Junto al retrato de Marcelino Camacho el Sindicato de Estudiantes ha instalado una pancarta con las palabras del sindicalista tras sus largos años de cárcel: 'Ni nos domaron, ni nos doblaron, ni nos van a domesticar'.

Camacho es considerado una figura indiscutible de la transición y de la coherencia en la defensa de los derechos de los trabajadores. Al acto de despedida han acudido sus familiares, entre lo que se encontraban su mujer, Josefina , y su hijo, Marcel Camacho; y amigos y compañeros como el histórico dirigente del Partido Comunista, Santiago Carrillo, los líderes sindicales Cándido Méndez e Ignacio Fernández Toxo, o la escritora Almudena Grandes, entre otros. 

'Hemos venido a despedir a uno de los verdaderos padres de la democracia que hoy disfrutamos', ha señalado Grandes durante su intervención. Su mujer, Josefina, estuvo presente durante todo el acto haciendo gala de su proverbial entereza y, aunque no estaba previsto, dirigió unas breves palabras a los presentes al final del homenaje.

Familiares, amigos y simpatizantes quisieron manifestar que la lucha del movimiento sindical no acaba con la muerte del que muchos consideran el padre del sindicalismo moderno. 'Hay que seguir la lucha porque no hemos alcanzado los objetivos. Eso significa no doblegarse ante el capital, no dejarse domesticar por los poderosos', defendió el secretario general del Partido Comunista de España (PCE), José Luis Centella, quien durante su intervención definió a Camacho como un 'sindicalista sin dobleces y un comunista de una sola pieza'.

Al término del homenaje, la viuda de Camacho, Josefina Samper, ha recordado las últimas palabras de su esposo, quien antes de fallecer afirmó: 'Si uno se cae, se levanta inmediatamente y sigue adelante'. Samper recibió emocionada los aplausos del público, que a su llegada coreaba su nombre.

Su inhumación ha tenido lugar a las 14.00 horas en el Cementerio Civil de Madrid, donde reposan, entre otros, los cuerpos de Dolores Ibarruri, Enrique Lister, Pablo Iglesias, Francisco Largo Caballero, Pío Baroja o Xabier Zubiri.